III Cap铆tulo "La danza del dinero y la dictadura militar"
Por: Redacci贸n dat0s
Abril 2020
Más artículos

Tercera u 煤ltima parte de la cr贸nica El poder y el ocaso de Luis Arce G贸mez publicado en la edici贸n 117 de agosto de 2009 poco despu茅s del arrib贸 al pa铆s del "Ministro de la Coca铆na", tras 20 a帽os de detenci贸n en una prisi贸n federal de EEUU. LAG fue trasladado bajo estrictas medidas de seguridad del aeropuerto internacional El Alto a la inh贸spita c谩rcel de Chonchocoro a 4000 msnm, la m谩s alta del mundo.

"Pocos d铆as antes del golpe del 17 de julio de 1980, un importante narcotraficante de Montero, Santa Cruz entrego al general Hugo Echeverr铆a US$ 800.000 como contribuci贸n espont谩nea para comprar a los militares indecisos. En la casa de Echeverr铆a fueron gratificados con US$ 50.000 por cabeza los comandantes de Cochabamba y Oruro as铆 como el comandante del Regimiento Tarapaca."

"La relaci贸n que existi贸 en Bolivia entre el narcotr谩fico y el poder pol铆tico qued贸 sellada de alg煤n modo con la inauguraci贸n del aeropuerto particular que pose铆a en las afueras de Santa Cruz en prominente empresario Alfredo Pinto. Dicho aeropuerto estaba ubicado en el km 9 de la carretera Santa Cruz - Cochabamba, construido por encargo de Roberto Su谩rez. En la inauguraci贸n de la pista se encontraban presentes Luis Garc铆a Meza, el comandante de la Fuerza A茅rea, Waldo Bernal, toda la plana mayor del Gobierno y los mandos militares".

El relato de Earth Satellite Corporations sigue: "El nombre de Waldo Bernal salt贸 en los titulares de la prensa italiana a ra铆z de la misteriosa compra de los aviones Mirage franceses. El general de aviaci贸n WB fue el poco tiempo muchas cosas: Comandante el jefe de las FFAA, ministro de Aeron谩utica, miembro de la junta de comandantes que durante corto periodo ocup贸 la presidencia de Bolivia. En la 茅poca aunque el pa铆s atravesaba una severa crisis financiera el general negoci贸 con franceses la adquisici贸n de aviones supers贸nicos por alrededor US$ 250 millones".

"Las ilusiones de compra se vinieron abajo cuando la prensa internacional asoci贸 esta compra millonaria con la 煤nica fuente de financiamiento del Gobierno de facto: En su edici贸n del 9 de febrero de 1981, la revista norteamericana Newsweek, revel贸 que uno de los hombres m谩s poderosos en el negocio del tr谩fico de coca铆na era el coronel Faustino Rico Toro, 10 a帽os despu茅s nombrado comandante de la FEFCN en el Gobierno de Jaime Paz Zamora. Ese nombramiento le vali贸 al expresidente serios dolores de cabeza. La embajada de EEUU no aval贸 el nombramiento y Rico Toro tuvo que renunciar al cargo."

"La conexi贸n de Rico Toro con Arce G贸mez era del todo conocida en Bolivia. Cuando LAG tuvo que dejar el puesto clave del Servicio de Inteligencia del Ej茅rcito no encontr贸 mejor reemplazante que el coronel FRT. Arce G贸mez desde el Ministerio del Interior y Rico Toro desde el Servicio de Inteligencia del Ej茅rcito coordinaron las labores de represi贸n pol铆tica y las operaciones encubiertas del tr谩fico de drogas".

"En cuanto a la relaci贸n de Luis Garc铆a Meza con el narcotr谩fico ha sido distinta que la de LAG. El expresidente de facto dejaba los problemas en manos de especialistas. Es posible que uno de sus grandes errores haya sido comprar lealtades de oficiales de las FFAA a trav茅s de la entrega de importantes montos de dinero. LGM fue vulnerable porque perdi贸 el control ante la enorme cantidad de dinero sucio que circul贸 en su Gobierno".

Arce G贸mez en Bolivia

Cuando descendi贸 del avi贸n la fr铆a ma帽ana del 25 de junio de 2009 en calidad de deportado por EEUU, el temible ex coronel era apenas una d茅bil sombra del sanguinario personaje bajo cuyas 贸rdenes se organizaron asesinatos y ejecutaron acciones re帽idas con la lay. Pero incluso luciendo agotado y con su estado de salud a cuestas volvi贸 a hacer noticia al planificar con sus abogados un arreglo para revelar el lugar donde se encuentran los restos del l铆der socialista Marcelo Quiroga santa Cruz a cambio de una reducci贸n de su condena.

Como siempre sus anuncios recreaban una personalidad desvariada e esquizofr茅nica que daba vueltas en su cabeza y que, por lo general obedec铆an a un estado mental que jam谩s pudo recuperarse en los 30 a帽os de prisi贸n que pas贸 tras el golpe de Estado que encabez贸 en julio de 1980.

Imprimir
Enviar Articulo

Lo más leido en:
Bolivia
An谩lisis
Actualidad