Movilizaci贸n Poselectoral: Culmina la movilizaci贸n
Edición "dat0s 227"
Por: Redacci贸n dat0s
Noviembre 2019
Fotografia: Revista dat0s 227

Las horas m谩s dram谩ticas que se vivieron en Bolivia tras 14 a帽os del Gobierno del MAS. Evo renuncia a la presidencia. M茅xico le concede asilo pol铆tico. La 铿乬ura del golpe de Estado discutida por institucionalistas de la regi贸n. El caso boliviano como antecedente para las fr谩giles democracias latinoamericanas.

El domingo 10 de noviembre de 2019 amaneci贸 con un clima enrarecido. A primeras horas de la ma帽ana la delegaci贸n de representantes de la OEA y otros pa铆ses que se encontraban en Bolivia cumpliendo una auditor铆a integral al resultado electoral por las denuncias crecientes de fraude apuraron un informe preliminar que suger铆a irregularidades en el proceso y recomendaba nuevas elecciones. Pero ya el s谩bado 9, para poner m谩s suspenso a la movilizaci贸n nacional de caracter铆sticas dram谩ticas, sucedieron dos hechos determinantes en el desenlace fatal de la crisis poselectoral. Al promediar las 11:00 hrs el presidente Morales Ayma flaqueado por el vicepresidente Garc铆a Linera convoc贸 a un "di谩logo nacional para pacificar el pa铆s". El pedido fue rechazado casi de manera inmediata y categ贸rica por la oposici贸n. "No s茅 dialoga con el dictador" fue la reacci贸n de l铆deres c铆vicos, pol铆ticos y del movimiento ciudadano.

Al finalizar ese mismo d铆a unidades de la polic铆a en Cochabamba iniciaron un amotinamiento t谩ctico desconociendo a Evo y fijando p煤blicamente su posici贸n contra el Gobierno y el fraude electoral. Decisi贸n que fue celebrada con euforia por la poblaci贸n. A medida que pasaban las horas los polic铆as que exig铆an la renuncia del primer mandatario sumaron adhesiones de otras unidades en todo el pa铆s. La rebeli贸n policial se volvi贸 imparable; vitoreados los uniformados en las calles mientras se replegaban en La Paz a la Unidad de T谩cticas Operativas Especiales (UTOP) de la plaza Murillo, ganaron reconocimiento en las ciudades.

La noche del s谩bado ca铆a oscura sobre el Gobierno que perd铆a su primer cintur贸n de protecci贸n ante la arremetida de los grupos movilizados que exig铆an la renuncia del presidente. Ese giro determin贸 un cambio de estrategias de todos los actores involucrados en la movilizaci贸n. Un golpe muy duro para el Gobierno sin iniciativa para despejar salidas a la crisis institucional que sumaba 18 d铆as de paro.

El domingo, tras conocerse el informe preliminar de la Auditoria de la ONU Evo Morales volvi贸 a pronunciarse al pa铆s rodeado de un grupo sui generis de hombres y mujeres del pueblo que constitu铆an su principal fuerza pol铆tica. En la ocasi贸n, el presidente convoc贸 a nuevas elecciones y la conformaci贸n de un nuevo 贸rgano electoral, pero nuevamente la oposici贸n rechaz贸 su propuesta. La respuesta al un铆sono fue que su convocatoria era extempor谩nea y se volvi贸 a exigir su renuncia.

El informe de la OEA confer铆a un nuevo factor de poder a la oposici贸n enarbolando el fraude electoral y la falta de claridad del Gobierno para solucionar el conflicto. El pedido de nuevas elecciones propuesta por Morales converg铆a con una violenta represi贸n de simpatizantes del MAS a un grupo de manifestantes que se trasladaban a La Paz para sumarse a las protestas. En esa emboscada se inform贸 sobre la muerte de un minero y varios heridos.

Al promediar las 16:30 hrs, se produjo un hecho altamente significativo para el desenlace de la crisis. El comandante el jefe de las Fuerzas Armadas William Kaliman ley贸 un pronunciamiento de las FFAA exigiendo la renuncia del presidente. Media hora m谩s tarde Evo Morales renunciaba a la investidura presidencial desde uno de los ambientes del aeropuerto de Chimor茅 en el Chapare, donde radica su fuerza sindical de las federaciones de la hoja de coca.

En ese cuadro extremadamente confuso, la polic铆a permiti贸 el acceso a la plaza Murillo de los l铆deres c铆vicos de Santa Cruz y Potos铆. Fuertemente resguardados, con chalecos antibala por temor a un ataque, ingresaron al Palacio Quemado se arrodillaron en el hall central sobre una bandera boliviana y la biblia; dejaron la carta de renuncia que el l铆der c铆vico cruce帽o hab铆a redactado para que firme el presidente.

Fue o no un golpe de Estado

El pedido de renuncia de las FFAA ha tenido varias repercusiones entre quienes aseguran que fue un golpe de Estado y los que afirman que se trat贸 de una movilizaci贸n popular. Analistas de la realidad latinoamericana opinan que se trat贸 de un golpe de Estado. Aseguran que el mandato constitucional vigente de Morales conclu铆a en enero de 2020. "Por lo tanto la renuncia de Morales en esas circunstancias encaja en la definici贸n m谩s pura de golpe. Instituciones estatales (Fuerzas Armadas y Polic铆a) 麓sugirieron麓 a su comandante en jefe su renuncia, forzando la interrupci贸n del mandato constitucional que gan贸 en las urnas en 2014 y culminaba en enero de 2020". Gustavo Gonz谩lez, presidente y CEO de la editora Perfil de Argentina se帽al贸 taxativamente en un art铆culo titulado "Intervenci贸n Militar en Bolivia" que "hubo infinidad de golpes de Estado en los cuales participaron los militares, sin que luego estos ejercieran directamente el poder y sin que eso le quite el car谩cter de golpe" Y puso como ejemplo que en la Argentina, en 1962, tambi茅n los militares obligaron a renunciar a un presidente civil como Arturo Frondizi y asumi贸 en su lugar otro civil, Jos茅 Mar铆a Guido. Sin embargo, no hay libro de historia ni pol铆tico que considere que eso no fue un golpe de Estado. Y completo: "El golpe constituye una vuelta de tuerca m谩s en el asedio a la democracia liberal, un fen贸meno global que desaf铆a a las democracias consolidadas -Trump en Estados Unidos, Brexit en el Reino Unido- y arrodilla a las que tienen d茅bil institucionalidad, como las latinoamericanas".

En cambio, en Bolivia los l铆deres de la oposici贸n cerraron fi las en torno a la tesis que se trat贸 de un acto heroico del movimiento popular para recuperar la democracia. El candidato por Comunidad Ciudadana (CC) Carlos Mesa dijo que "quien dice que hubo golpe de Estado miente, fue el pueblo movilizado, la Central Obrera Boliviana (COB), los movimientos c铆vicos, la oposici贸n pol铆tica, la Asamblea de Derechos Humanos, el Comit茅 Nacional de Defensa de la Democracia (CONADE) quienes le pidieron su renuncia porque ya no pod铆a gobernar con el control total de los poderes y una l贸gica completamente autoritaria".

Desde la renuncia de Morales algunas ciudades de Bolivia sufrieron el acecho de grupos que resist铆an con violencia la renuncia del expresidente. La Paz y El Alto fueron epicentro de aglomeraciones al grito "Ahora s铆, guerra civil", sembrando casos en esas dos ciudades de Bolivia. Esa escalada de violencia duro hasta las 19:00 hrs del lunes 11. Finalmente, las FFAA decidieron salir a las calles para controlar las protestas, garantizar y la paz social. Ese pronunciamiento coincid铆a con la partida del expresidente rumbo a M茅xico que acept贸 el tr谩mite de asilo pol铆tico para el exmandatario.

Luego de un entramado de fuerte tensi贸n pol铆tica y social y sin quorum en las c谩maras legislativas, el martes 12 al promediar las 20:00 hrs la segunda presidenta de la C谩mara del Senado Jeanine A帽ez se proclam贸 presidenta del Estado de Bolivia, cerrando un dram谩tico per铆odo de crisis poselectoral.

Imprimir
Enviar Articulo

Lo más leido en:
Bolivia
An谩lisis
Actualidad