Prevén déficit fiscal cercano al 8% por bajos ingresos y más gastos en salud
Por: Los Tiempos
Mayo 2020
Fotografia: Ministerio Comunicación

La reducción de ingresos por venta de gas y el aumento de gastos en el sector salud, motivado por la pandemia del coronavirus, hacen prever un déficit fiscal para la gestión 2020 de hasta un 8 por ciento en relación al Producto Interno bruto (PIB). En consecuencia, la contracción de la deuda pública programada en el Presupuesto General del Estado (PGE) se torna difícil de lograr.

Según el Análisis del Presupuesto General del Estado 2020 de la Fundación Jubileo, se prevé que la gestión 2020 registre un déficit fiscal, por séptimo año consecutivo, como resultado de la caída de ingresos y alto nivel de gastos.

El documento señala que, si bien el PGE preveía un déficit fiscal del 6,79 por ciento, no tomó en cuenta la crisis provocada por el coronavirus que reduce ingresos y podría comprometer mayores gastos, por lo que en la ejecución se podría registrar un déficit mayor.

"Sin considerar la crisis del coronavirus, el presupuesto 2020 presenta la difícil situación de los últimos años en que los ingresos no alcanzan para cubrir los altos gastos que el Estado ha ido comprometiendo, por lo que plantea, nuevamente, un déficit fiscal cercano a 7 por ciento y un mayor endeudamiento", dice una de las conclusiones del análisis.

En opinión del secretario general del Colegio Nacional de Economistas de Bolivia (Coneb), Juan Pablo Suárez, la pandemia tomó por sorpresa a varias economías del mundo, por lo que pensar en una reducción del déficit fiscal en Bolivia es prácticamente imposible.

Suárez considera que este año el déficit fiscal en Bolivia llegará al 8 por ciento, lo que implica mayor deuda pública ya sea interna o externa, es decir, atrasando algunos pagos con recursos del Tesoro General de la Nación (TGN) o recurriendo a préstamos de organismos multilaterales o bilaterales.

El análisis de la Fundación Jubileo señala que la deuda externa en 2019 alcanzó los 11.268 millones de dólares y que, según el PGE, se tenía programado en 2020 contraer un endeudamiento externo neto adicional de 2.315 millones.

Sin embargo, Suárez afirma que será difícil reducir la deuda pública como lo prevé el PGE por la necesidad de acceder a recursos que permitan contrarrestar los efectos del coronavirus.

El análisis de la Fundación Jubileo también menciona que a la caída de ingresos por exportaciones de gas en 2020, se suma una disminución de las recaudaciones de impuestos.

"Es muy probable que como resultado se tenga un déficit fiscal aún mayor, con lo que el deterioro de las finanzas públicas, que ya presentaba un riesgo de insostenibilidad, ahora se agrave más",  añade el documento.

 

A marzo de 2020, la deuda interna del Banco Central de Bolivia (BCB) alcanzaba los 583 millones de dólares.

 

RIN DISMINUYEN EN 23% HASTA MARZO

Según el último reporte de estadística semanal del Banco Central de Bolivia (BCB), las Reservas Internacionales Netas (RIN) cayeron de 7.947 millones de dólares a 6.091 millones entre marzo de 2019 y marzo de 2020, lo que representa una reducción de aproximadamente un 23 por ciento.

El reporte muestra que, al 24 de abril de 2020, las RIN se encontraban en 6.606 millones de dólares.

La caída está relacionada con la reducción de las exportaciones como consecuencia de la pandemia del coronavirus. Sin embargo, la caída de las importaciones de combustibles coadyuvan al aumento de las RIN.

 

Imprimir
Enviar Articulo

Lo más leido en:
Economía & Finanzas
Negocios
Inversiones