La hora negra de algunos fiscales

0
34
Foto: Erbol

El exfiscal Humbeto Quispe negó este jueves que haya vulnerado los derechos de ninguna persona y afirmó que sus “equipos de abogados” ya presentaron querellas, por delitos contra su honor, contra miembros de la asociación de víctimas que se conformó en su contra.

“Mis equipos de abogados han empezado ya con las querellas ante los jueces de sentencia, ya se han presentado las denuncias ante el mismo Ministerio Público”, manifestó Quispe.

Quispe identificó a cuatro miembros de la asociación a quienes está demandando: Carmiña Luna, quien lo denunció de intentar hacerse con una vivienda de su propiedad y allanar su oficina sin orden; Mario Gutiérrez Choque, joyero que lo acusó de pedirle soborno y facilitar el hurto de objetos de valor de depósitos policiales; José Luis Cuenca, quien aseveró que policías junto al exfiscal lo torturaron para incriminarse de un “auto-robo”; y Víctor Eddy Vargas.

Acusó a este último de ser el cabecilla de un “complot” en su contra. Recordó que procesó a Vargas por irregularidades en su título profesional de la Universidad Contemporánea. “Han hecho lo que han querido en las épocas del MNR”, agregó al respecto.

Quispe acusa a sus supuestas víctimas por delitos contra el honor. “Tienen que reparar el daño que me han ocasionado, han mellado mi dignidad, la dignidad de mi familia, de mi apellido que tengo hace muchos años, un apellido digno”, manifestó.

Ayer, el fiscal general del Estado, Ramiro Guerrero, anunció que decidió destituir a Quispe tras las múltiples denuncias en su contra. El exfiscal aseguró que en el memorándum que le llegó se le agradece por sus servicios que prestó al Ministerio Público.

Los casos

En cuanto al caso de Carmiña Luna, Quispe sostuvo que allanó su oficina sin orden judicial porque se trataba de un caso de flagrancia. Ella replicó que el mismo Fiscal General emitió una resolución en la cual confirma que él no estaba designado a ese caso.

Sobre el caso del joyero, el exfiscal aseveró que no es su responsabilidad si algo desapareció de los depósitos de la Policía, sin embargo, el orfebre mostró actas de reconocimiento de objetos en que Quispe avala que una mujer se llevara de almacenes joyas que no había declarado como robadas.

Además, Gloria C. acusó al exfiscal de manosearla e intentar tener relaciones sexuales por la fuerza. Sobre este tema, Quispe explicó que estaba en una oficina policial con la mujer y que en ese lugar no se puede realizar estos actos. “Tengo una esposa completamente molesta”, acotó.

El exfiscal aseguró que los denunciantes “nunca van a poder probar” estos hechos. Subrayó que existe “cualquier cantidad de testigos” a los cuales hará “desfilar” en un juicio oral. “Voy a demostrar al pueblo y a la justicia que todo lo que han dicho es un complot con fines extorsivos, que viene de este señor Víctor Eddy Vargas Bravo”, afirmó.

Carmiña Luna replicó que le gustaría que la procesen porque “va a ser una forma de facilitar a que salga a la luz todos los hechos delictivo que ha cometido Quispe”.

El exfiscal agradeció las llamadas de apoyo que, según él, recibió esta jornada y la movilización que se registró esta mañana en puertas del Ministerio Público a si favor.

Luna relató que las mujeres que protestaron a favor de Quispe se pararon al frente de su oficina con intención de amedrentarla. Recordó que en una reunión que tuvo con funcionarios del Ministerio de Gobierno le recomendaron pedir seguridad personal, entonces ahora, junto a la asociación, anunció que iniciará el trámite para que el Estado provisione un guardia a cada víctima de Quispe.

“Estamos mandando una nota al Fiscal General del Estado para empiece el trámite por la protección que nos tienen que dar, porque lamentablemente este señor Quispe es una persona muy peligrosa”, finalizó.