Las primarias, visión desde otra óptica

0
43

El cuadro político que asoma para las elecciones primarias que definirán quién es quién en la disputa presidencial de 2019

 

Los partidos políticos han comenzado en silencio a trabajar alianzas para obtener su habilitación con miras a las elecciones generales que se disputarán en octubre de 2019. Varias movidas abrieron uno de los meses más agitados tratando de aglutinar fuerzas y fortalezas en las estructuras partidarias.

El MNR encuentra dificultades reales en concretar acuerdos. Los de la rosada deben desprenderse de los fantasmas Goni, Sánchez Berzaín. También apuntan a Mesa a quien consideran traidor y responsable de su derrota. Una fracción de ese partido trabaja acuerdos con Unidad Nacional (UN) de Samuel Doria Medina y hasta se ha sugerido una sigla. MUN que viene de la asociación de ambas fuerzas, el denominativo Movimiento de Unidad Nacional (MUN) que conserva las siglas iniciales de dos letras de cada partido.

Descartando que el presidenciable en esa fórmula sea Samuel Doria Medina, en las manos del MNR quedaría la elección del acompañante de formula del binomio. Se habla de que el perfil ideal sería una mujer. Suena el nombre de Pamela Fernández (hija del exgobernador de Pando, Leopoldo Fernández que guarda detención domiciliaria). Entre las figuras emblemáticas de la política que se sumarían a esta fórmula se encuentra el exvicepresidente Víctor Hugo. Intempestivamente el FRI que tenía acuerdos adelantados con el MNR prefirió enrostrar a Carlos Mesa, dispuesto a ganar el sur del país.

La otra fórmula que tiene contactos avanzados es la que incluye el Movimiento Demócrata Social (Demócratas) del gobernador cruceño Rubén Costas y SolBo de Luis Revilla, que viene pataleando por su inscripción ante el Tribunal Electoral. A pesar de las disidencias, en ambas fuerzas políticas, existe el criterio de sumarse a la candidatura de Carlos Mesa, que se presenta como una seria alternativa electoral. Hay analistas que creen que está alianza podría dirimir el pleito del próximo año.

Más atrás, se urden alianzas más pequeñas que permitan pugnar espacios parlamentarios e influir en acuerdos y alianzas postelectorales. En esa línea se mueve una parte de los equipos de lo que fue el desaparecido MIR de Jaime Paz Zamora, privado de personería jurídica, ha arribado a acuerdos con la Democracia Cristiana (DC); además de desprendimientos o facciones de obreros, trabajadores, masas asalariadas divididas. Jorge Tuto Quiroga ha mermado posibilidades de participar en las primarias con candidatura propia.

Entretanto el MAS ha desplegado una estrategia electoral con siglas que le facilitarán apoyo con el fin de dispersar en las elecciones de 2019 Se da por segura la habilitación de la fórmula Evo – Álvaro en la disputa. Por ahora no el propio Carlos Mesa parece reflejar un trazo orientador que defina el rol que cumplirá en un supuesto esquema gubernamental.

Los nueve partidos inscritos con posibilidades de alianzas y chances en la pugna presidencial

Movimiento Nacionalista Revolucionario MNR

Frente Revolucionario de Izquierda FRI

Partido Demócrata Cristiano PDC

Movimiento Al Socialismo –

Instrumento Político Por

La Soberanía de los Pueblos MAS-IPSP

Unidad Cívica Solidaridad UCS

Frente de Unidad Nacional UN

Movimiento Demócrata Social Demócratas

Frente para la Victoria FPV

Partido de Acción Nacional Boliviano PAN-BOL