Militares afines a Ch√°vez piden la renuncia de Maduro
Por: El País
Julio 2014

El teniente coronel Yoel Acosta afirma que "la renuncia es inevitable; m√°s tiempo es un sacrificio in√ļtil"

Un fundador de la logia militar de la que surgió el expresidente de Venezuela Hugo Chávez, pide la renuncia del actual jefe de Gobierno, Nicolás Maduro. Se trata de Yoel Acosta Chirinos, uno de los cuatro tenientes coroneles que, junto con Chávez, comandaron la intentona para derrocar en febrero de 1992 al entonces mandatario, Carlos Andrés Pérez.

El pasado lunes, en una declaraci√≥n conjunta con otro exoficial disidente, Carlos Guy√≥n, Acosta pas√≥ revista a la crisis econ√≥mica y de gobernabilidad que azota a Venezuela para concluir: "La renuncia de Maduro y sus ministros es inevitable; m√°s tiempo es un sacrificio in√ļtil". Acosta tambi√©n convoc√≥ a sus antiguos camaradas de las Fuerzas Armadas a "asumir su misi√≥n hist√≥rica de salvar la democracia".

El exteniente coronel form√≥ parte del MBR-200, la logia que Ch√°vez y otros pares -como los entonces oficiales Jes√ļs Urdaneta, retirado; Francisco Arias C√°rdenas, hoy gobernador del estado de Zulia, y Ra√ļl Baduel, confinado en una c√°rcel militar desde hace cinco a√Īos- constituyeron en secreto en 1983, a√Īo bicentenario del nacimiento del pr√≥cer venezolano Sim√≥n Bol√≠var, para conseguir el poder. Desde el inicio de la autodenominada revoluci√≥n bolivariana, en 1998,¬†Acosta ha dado y retirado su apoyo con intermitencias. En la actualidad se disputa con Eustaquio Contreras, veterano dirigente de la izquierda socialdem√≥crata, el control de Vanguardia Bicentenaria Republicana (VPR), un grup√ļsculo sat√©lite de la coalici√≥n chavista.

Casi al un√≠sono, pero desde el estado de M√©rida (regi√≥n andina de Venezuela), Florencio Porras, que fue gobernador por ocho a√Īos de esta regi√≥n por el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) y tambi√©n exoficial del ej√©rcito que particip√≥ en la asonada de 1992, asegur√≥: "Estamos viviendo la antirrevoluci√≥n". Porras rompi√≥ con el PSUV en 2012, cuando volvi√≥ a presentarse como candidato independiente al gobierno regional. En sus declaraciones al peri√≥dico local¬†El Universal de Caracas, se mostr√≥ cr√≠tico a la decisi√≥n emitida por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) la semana pasada, que permite al personal militar participar en actos de proselitismo pol√≠tico. "Vamos a ver si esto se parece a lo que nosotros dec√≠amos que deb√≠a hacerse", manifest√≥, refiriendo a los documentos fundacionales del chavismo castrense.

Ambas declaraciones parecen hacerse eco del ruido de sables que, de acuerdo con diversos columnistas, proviene de los cuarteles.

La descompresi√≥n en el oficialismo, cuyas primeras manifestaciones abiertas de disidencia al alto nivel se conocieron hace¬†tres semanas con una carta del defenestrado ministro Jorge Giordani, se expresa tambi√©n con un resquebrajamiento en el respaldo de las Fuerzas Armadas al chavismo, del que ha formado parte sustancial aunque diferenciada. El propio Gobierno le ha dado p√°bulo a las murmuraciones con su denuncia constante de un golpe de Estado en permanente desarrollo. En marzo pasado, el presidente Maduro dio a conocer la detenci√≥n de tres altos oficiales de la Fuerza A√©rea que, seg√ļn sus palabras, pretend√≠an alzarse "contra el gobierno leg√≠timamente constituido" y ten√≠an "v√≠nculos directos con la oposici√≥n".

Este martes, el jefe del Comando Estrat√©gico Operacional de las Fuerzas Armadas, el general del Ej√©rcito Vladimir Padrino L√≥pez, debi√≥ salirle al paso a los insistentes rumores. "El tema de desconocer el liderazgo del presidente de la Rep√ļblica est√° descartado", afirm√≥ durante una entrevista televisada. "Nosotros no vemos en la Constituci√≥n ninguna figura que diga si la salida es la renuncia a√ļn si es obligada o inducida, como trataron de hacerlo con la violencia en el pa√≠s en meses pasados".

Otro de los complotados en los¬†putschchavistas de 1992, Freddy Bernal, emiti√≥ en las √ļltimas horas unas declaraciones que suponen una cr√≠tica, hasta ahora impensable, a la conducci√≥n de la econom√≠a por parte del Gobierno revolucionario. ""Por alguna raz√≥n no supimos gerenciar adecuadamente (...) las empresas expropiadas y las llevamos al fracaso", dijo en una entrevista concedida el lunes al canal privado Globovisi√≥n. "No estar√≠a mal para el Gobierno tener asesores econ√≥micos que no solo sean chavistas, sino que tambi√©n sean economistas", sigui√≥ Bernal, un exagente de operaciones especiales de la polic√≠a que sirvi√≥ como Alcalde de Caracas entre 2000 y 2008.

La seguidilla de declaraciones prolonga el efecto de la carta de Giordani, difundida el pasado 14 de junio. En ella, el ministro de Planificación y mentor intelectual de Chávez, despedido apenas horas antes por Maduro ante el calamitoso estado de la economía, denunciaba la ineptitud del presidente, a la vez que alertaba acerca del ascenso de un nuevo sector que se prepararía para captar la renta petrolera mediante las influencias y la corrupción.

La misiva sirvi√≥ de pistoletazo de partida para un intercambio p√ļblico de acusaciones y contraataques entre los c√≠rculos del oficialismo m√°s cercanos al Gobierno, por un lado, y los sectores que se ven a s√≠ mismos como custodios del chavismo primigenio, por otro.

Maduro, que para controlar los desarreglos de la econom√≠a parece haberse decantado por una facci√≥n pragm√°tica y poco al√©rgica a los negocios que encabeza el ministro de Petr√≥leo, Rafael Ram√≠rez, anunci√≥ que durante la primera quincena realizar√° una "revisi√≥n exhaustiva" del funcionamiento de su gobierno, a fin de reestructurarlo. En el mismo evento donde hizo el anuncio, el pasado s√°bado, Maduro llam√≥ a "pasar la p√°gina de las peleas y las cartas". "¬°Ya est√° bien! Ya nos dijimos todo lo que nos ten√≠amos que decir, listo, pero ahora, la mano est√° extendida y el abrazo listo para d√°rselo a todos los compa√Īeros", dijo, tratando de capear el temporal de forma infructuosa. Las expresiones p√ļblicas de disenso se suceden, dejando pistas para radiografiar las fracturas internas que sufre el oficialismo.

 

Imprimir
Enviar Articulo

Lo más leido en:
Mundo
Crimen & Drogas
Medio Ambiente