Cae producción de soya y buscan subir exportaciones

0
52
Creditos Foto: APG

Al margen del bajo precio del grano de soya que cotiza actualmente el mercado internacional (no supera los 360 dólares por tonelada), la producción de invierno 2019 tiene al menos un 35 por ciento de afectación por la sequía. Ante esta situación, los productores anuncian que buscarán negociar con compradores extranjeros y evitar así más pérdidas económicas por el bajo precio que ofrecen las industrias aceiteras locales.

El presidente de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), Marcelo Pantoja, informó que el precio de la soya está relativamente similar en comparación a junio de este año, cuando los productores decidieron bloquear las carreteras que conectan Santa Cruz con el  resto del país como medida de protesta ante los 225 dólares por tonelada que ofrecieron las industrias, monto que no les permite cubrir costos de producción.

Exportaciones

Sin embargo, Pantoja explicó que, pese al bajo precio, la situación actual es diferente, puesto que está vigente el decreto 3920, que autoriza la exportación del 60 por ciento de la producción excedentaria de soya y, además, existe el interés de compradores extranjeros que vienen a Bolivia en busca de soya.

“El grano boliviano hoy va a ser más competitivo. Hay industrias que se van a querer llevar grano y, por consiguiente, la negociación con las industrias aceiteras (locales) va a ser mucho mejor. Creo que el productor va a poder obtener el precio correcto”, explicó.

Por su parte, el presidente de la Filial Norte Anapo, Eliazer Arellano, indicó que los productores no tienen interés de negociar su producto con las industrias aceiteras y lo entregarán al “mercado negro”, es decir, a empresas terciarizadoras que ofrecen un mejor pago que las industrias locales.

El dirigente añadió que los productores también almacenarán el grano para comercializarlo a empresarios peruanos y paraguayos que llegan hasta las zonas de producción.

Bajo rendimiento

Arellano anunció, además, una merma en los rendimientos de los cultivos en esta gestión debido a la falta de lluvias.

El dirigente calcula que el 35 por ciento del área sembrada fue afectada, de modo que allí se obtendrá 2,2 toneladas por hectárea en lugar de 3. Según Anapo, la superficie sembrada en invierno asciende a 300 mil hectáreas.

El bajo precio de la soya obedece a la guerra comercial entre Estados Unidos y China, mientras el país norteamericano subió aranceles a productos chinos, el asiático dejó de comprarle soya. El efecto se siente a nivel mundial.

Demetrio Pérez, productor de soya y expresidente de Anapo, considera que ese problema está difícil de resolver, de modo que los productores bolivianos tratarán de almacenar la mayor cantidad de grano para exportarlo a Perú.

 

SEQUÍA SE QUEDA POR TRES MESES MÁS

El meteorólogo argentino Juan Minetti, en una charla dirigida a productores afiliados a Anapo, dio a conocer un pronóstico poco alentador para el sector productivo anunciando que la sequía permanecerá durante al menos tres meses más.

“Tanto los pronósticos internacionales como los nuestros muestran problemas de sequía en primavera. Estamos hablando del inicio de la campaña agrícola de verano 2019-2020 porque no se observan lluvias entre octubre y parte de enero”, dijo.

Sin embargo, señaló que las lluvias serán algo más frecuentes en enero, febrero y marzo de 2020.