Gobierno y empresarios firman acuerdo para impulsar el comercio por Puerto Busch

0
39

El último día del 2018 un avión Hércules y helicópteros sobrevolaron la localidad fronteriza de Puerto Suárez para ponerle un marco de especial interés al proyecto de construcción del ramal Motacusito – Puerto Busch que pretende impulsar el comercio pluvial por el rio Paraguay a forma de convertirse en una salida natural de Bolivia al comercio de ultramar por uno de los tramos de la hidrovia.  Sin embargo, mientras Gobierno y empresarios firmaban el acuerdo, el presidente Morales insistía en que Bolivia no ha sido derrotada en La Haya y comprometía no abandonar la causa marítima.

El proyecto para la construcción del tramo carretero entre Mtacusito – Puerto Busch es un caro anhelo del empresariado cruceño que ha impulsado hace más de dos décadas la salida del comercio de esa parte del país por el rio Paraguay a más de 500 kilómetros de la ciudad de Santa Cruz. Lo que los analistas políticos y empresariales no entienden es que Morales insista en una salida a las costas del Océano Pacífico a menos de cuatro meses de que la CIJ de la Haya pronunciará veredicto de que Chile no tiene obligación de negociar con Bolivia una salida marítima. “La Haya entendió que la causa marítima se convirtió en un instrumento de la campaña política del presidente para su reelección”, dijeron a dat0s digital fuentes que pidieron el anonimato.

“Este acuerdo de Alianza Estratégica para el desarrollo de Puerto Bush, va a ser otra forma de trabajar conjuntamente para bien de todos los bolivianos y bolivianas, nos obliga a algunas restricciones con puertos de Chile y exportar con soberanía y dignidad y no estar sometidos a políticos de otros países vecinos”, dijo Morales que participó del acto.

Según datos oficiales, ese acuerdo establece obligaciones mutuas entre el Estado y empresarios con una inversión inicial de 450 millones de dólares del sector privado y el compromiso del sector público de concretar la infraestructura caminera, ferroviaria y la provisión de servicios básicos para el desarrollo de ese complejo comercial.

Morales dijo que es una obligación de los sectores público y privado aprovechar la salida por el Canal Tamengo y el acceso a la hidrovía Paraguay Paraná porque derivará en acciones de carácter geopolítico y geoeconómico del país. Resaltó el trabajo conjunto realizado entre los ministros del área económica y empresarios, quienes -dijo- no solo plantean reivindicaciones, sino inversiones para el desarrollo de sus sectores y de todos los bolivianos.