Brasil: miles de manifestantes protestan contra Temer e incendian un ministerio

0
28
Creditos Foto: Agencia Brasil

Un grupo de personas que se manifestaban para exigir la dimisión del presidente de Brasil, Michel Temer, incendió la sede del Ministerio de Agricultura de ese país en Brasilia y causó daños en otros edificios de la capital.

La manifestación fue convocada por los movimientos Brasil Popular y Pueblo Sin Miedo, junto a varias centrales sindicales.

De acuerdo con la policía, unas 35.000 personas participaron en la protesta que derivó en choques con la policía. Los organizadores estiman que el número de asistentes superó las 100.000 personas.

    Según la prensa local, los manifestantes utilizan hondas para lanzar piedras, mientras las fuerzas de seguridad les responden con gases lacrimógenos para evitar que puedan avanzar hasta el palacio presidencial de Planalto.

    Temer está bajo investigación judicial por un caso de corrupción que ha causado una profunda crisis política en el país.

    El mandatario ha dicho que no renunciará.

    Refuerzos

    La amplia explanada de los ministerios en Brasil repentinamente se transformó en un campo de batalla, con nubes de humo que salían del interior de un ministerio y choques entre la policía y los manifestantes”, dijo Julia Carneiro, corresponsal de la BBC en Brasil.

    Indicó que los manifestantes rompieron las ventanas de varios edificios y destruyeron computadoras y documentos.

    De acuerdo con la prensa local hay, al menos, una persona herida y varios detenidos.

    Ante el avance de los manifestantes, el gobierno envió refuerzos para proteger las sedes de los ministerios, que han sido evacuados.

    El ministro de la Defensa, Raul Jungmann, anunció el envío de tropas federales con facultades policiales para “garantizar la ley y el orden” en el lugar.

    “Una manifestación que era pacífica derivó en violencia, vandalismo y daños al patrimonio público”, dijo el funcionario en una declaración.

    Al menos tres edificios, correspondientes a los ministerios de Agricultura, Medio Ambiente y Planificación han sufrido daños. Todos los ministerios fueron evacuados.

    La ola más reciente de protestas contra Temer tomó fuerza tras un testimonio ofrecido por un empresario implicado en una investigación judicial, quien implicó a Temer en una supuesta trama de sobornos millonarios.

    En respuesta, Temer afirmó ser inocente y dijo que seguirá ejerciendo la presidencia y que enfrentará cualquier investigación.

    El mandatario llegó al poder hace apenas un año, cuando sustituyó a la presidenta Dilma Rousseff, quien fue destituida por el Congreso.