60% de la población rural no cuenta con agua ni saneamiento

0
33

El viceministro de Agua Potable y Saneamiento Básico, Rubén Méndez, dijo que un 60 por ciento de la población rural en Bolivia aún no accede a servicios de agua potable y alcantarillado, aunque el Gobierno ha desplegado importantes esfuerzos en el aumento de la cobertura al líquido elemento.

ESTUDIO

La declaración fue vertida en el marco de la presentación del estudio “Agua Potable y saneamiento en la nueva ruralidad de América Latina”, editada bajo los auspicios de la Corporación Andina de Fomento CAF – Banco de Desarrollo de América Latina.

AVANCES

“Hemos avanzado mucho en temas relativos al agua en el sector rural y también urbano con el programa Mi Agua, sostuvo Méndez. “Pero ciertamente aún encontramos una cobertura muy baja en la parte rural”. Admitió, asimismo, que hay deficiencias y problemas especialmente, en los sistemas de agua potable y alcantarillado en localidades con población altamente concentrada y también en otras dispersas. Incluso hay poblaciones nómadas, señaló.

EVALUACIÓN

Al realizar la valoración del estudio, Méndez señaló que la CAF dio algunas cifras que ayudarán al Gobierno a formular estrategias y políticas con nuevas tecnologías para mejorar la cobertura de saneamiento, que va por detrás del acceso al agua potable. Es decir que la cobertura de saneamiento es menor a la del agua potable.

Según citó datos de la publicación, en Bolivia habrían 4.500 comunidades rurales de las cuales 95 por ciento no realiza la potabilización del agua. “Mucho menos hay control, el 82 por ciento no realiza ningún tipo de control”, especificó.

META

La meta hasta 2025 es que todos los habitantes del país accedan al 100 por ciento de cobertura de agua potable y alcantarillado, manifestó.

COBERTURA

El área urbana cuenta con una cobertura de 84.9 por ciento en agua potable, lo que estaría demostrando que hemos superado las Metas del Milenio, pero la cobertura en el área rural es de 66.1 por ciento, precisó.

ESTUDIO

Para que América Latina logre ofrecer servicios de agua y saneamiento eficientes y seguros a todos sus habitantes, será imprescindible redefinir el concepto de lo rural, ya que podría ser mucho más amplio de lo que se considera habitualmente, según el documento.

Los autores del estudio, fueron Abel Mejía, Rafael Vera y Óscar Castillo consultores, quienes coincidieron en la necesidad de una redefinición de lo rural, que actualice el concepto e incorpore dimensiones socio-económicas, demográficas, de acceso a servicios y conectividad.

En opinión de los autores, esta situación contribuiría a mejorar la eficiencia de las políticas públicas que se implementan en las zonas rurales, donde se registran los mayores déficits en cuanto al acceso a servicios de agua y saneamiento.

CIFRAS

Cerca de 46 millones de habitantes rurales no disponen de instalaciones de saneamiento mejorado y 21 millones carecen de acceso a agua potable en la región.

En este sentido, el informe pretende facilitar la elaboración y ejecución de proyectos de desarrollo en agua y saneamiento rural en la región a través de una redefinición de lo rural.

ESTRATEGIAS

“Las estrategias y la planificación de las inversiones en agua y saneamiento deberán tener más en cuenta las particularidades de los habitantes en zonas rurales. En los próximos años será imprescindible realizar grandes inversiones y apoyar a los gobiernos, especialmente de los municipios y comunidades, para garantizar la calidad del servicio y la sostenibilidad de los servicios”, explicó Víctor Arroyo, experto en agua y saneamiento en CAF y coordinador de la publicación.