Cae capo que salió tres veces con aval de la justicia

0
29
Creditos Foto: El Deber

Julio Cesar Monje Arispe, considerado por la Fuerza Especial  de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) un capo del narcotráfico, tiene antecedentes en este delito desde 2010. La Policía antidroga lo detuvo el lunes en una acción en el segundo anillo, cuando intentó atropellar con su vehículo a los agentes antinarcóticos que lo identificaron.

Su nueva detención permitió descubrir que el hombre gozaba de medidas sustitutivas a la detención preventiva, beneficio que la justicia le otorgó sin considerar que Monje es un sujeto reincidente en hechos de tráfico de cocaína purificada, ya que fue vinculado en tres oportunidades enviando considerables cantidades de droga a Holanda, Chile y a otros países de Europa.

El subdirector de la Felcn, Vicente Quinteros, explicó que el lunes por la tarde en el segundo anillo y avenida Paraguá un grupo de investigadores, que  realizaban pesquisas de información de Inteligencia, identificaron un motorizado sospechoso. Cuando el conductor de este rodado se percató de los agentes, intentó huir y en este afán trató de arrollar a los miembros de la Felcn, que realizaron varios disparos para hacer que el vehículo se detenga.

El narcotraficante que recibió tres veces los beneficios judiciales estaba en el primer vehículo que los policías retuvieron y donde se encontró cinco paquetes de clorhidrato de cocaína.

Poco después se retuvo otro motorizado, parte del mismo grupo de traficantes, en el que se aprehendió a dos personas más en poder de al menos 5 kilos de cocaína purificada.

Se sabe que la droga estaba siendo comprada por Julio César Monje, el hombre que además de tener tres casos relacionados con narcotráfico, es procesado en dos hechos de tránsito por conducción peligrosa y varios juicios ejecutivos, por posibles deudas.

Monje es parte del 18% de reos reincidentes que han ingresado al penal de Palmasola entre febrero y junio de este año, siendo el segundo delito más común de los procesados el relacionado con el tráfico de sustancias controladas.

Rosario de causas
Se hizo conocer que Monje cayó preso en 2010, cuando fue relacionado con un cargamento de alimentos que tenía por destino Holanda, pero que en medio de los dos contenedores también había cocaína.

Dos años después, fue involucrado en el envío de un contenedor con chatarra, donde además de los fierros viejos, había clorhidrato de cocaína. Este cargamento fue descubierto en Chile. Finalmente, en 2015, Monje volvió a caer detenido en el aeropuerto Viru Viru, tratando de salir del país hacia Europa con cocaína de alta pureza, camuflada en cajas de alimentos.

A juicio oral sin detenido

Una indagación de EL DEBER da cuenta de que el Tribunal Primero de Sentencia recibió el expediente del caso ocurrido en 2012, donde Monje fue detenido junto a otros dos cómplices por enviar droga a Chile en contenedores en medio de chatarra, pero el documento solo detalla que hay un par de detenidos y no los tres que en principio fueron capturados.
Los abogados del sindicado han presentado una serie de argucias jurídicas para evitar que el caso avance.

Optó por el silencio ante fiscal
Julio Cesar Monje Arispe junto con los otros dos detenidos en el operativo de la avenida Paraguá, se presentaron a declarar ante la fiscal antinarcóticos Adelaida Singuri.

Los tres procesado optaron por el silencio, acogiéndose a su derecho constitucional. La fiscal informó que ya presentó la imputación contra Monje y los otros aprehendidos por el delito de tráfico de sustancias controladas.