Defensor: Caso Llallagua podría replicarse en el país

0
28

El Defensor del Pueblo, Rolando Villena advirtió que los hechos de violencia que se registraron en Lllallagua, a raíz de la violación y asesinato de una niña, podrían replicarse en otras regiones del país, porque campea la impunidad.

La autoridad defensorial advirtió que la violencia contra niños, niñas y adolescentes es una constante que está en aumento en el país sin que hasta ahora las autoridades y las instituciones responsables de velar por la niñez y adolescencia hayan realizado acciones concretas para frenar esta situación.

El caso de Llallagua, afirmó,  desgraciadamente se repite todos los días en distintos lugares del país, situación que se difunde a diario en medios de comunicación, lo cuales entre enero y abril de 2015 reportaron al menos 13 asesinatos de niñas, niños y adolescentes, además de 133 denuncias de violencia sexual.

Según los mismos datos, en la gestión 2014 se conocieron públicamente al menos 73 infanticidios, de éstos, 60 corresponden a muertes de infantes de 0 a 5 años; y 13 casos corresponden a menores entre 6 y 13 años y 326 casos de violencia sexual, de los cuales 141 corresponden a menores de entre 0 a 12 años; y 185 a adolescentes entre 13 y 17 años.

En 2013, la FELCV recibió 341 denuncias de violaciones a niñas entre 0 y 12 años y 940 a adolescentes de 12 a 17. Quiero recordar que un estudio mencionado por la Misión Justicia en Bolivia, señala que sólo el 5% de los casos de violencia sexual se denuncia y que tan sólo el 0,5% concluye en sentencia y apenas el 0,2% de las víctimas recibe terapia especializada y apoyo psicológico.

“Nuestro propio sistema de recepción de denuncias en la Defensoría del Pueblo, ha mostrado un incremento en la gestión 2014 de denuncias donde las víctimas resultan niñas, niños y adolescentes, de 732 recibidos en 2013 a más de 2.200 en la gestión 2014.  Del total recibido más de 500 son denuncias contra la integridad, es decir aquellas que tienen que ver con la violencia”, informó.

Autoridad desinformada

“Los datos que nos muestran la gravedad de la situación son públicos y difundidos en los medios de comunicación de manera recurrente, por lo que las autoridades no pueden alegar desconocimiento. Pero tampoco pueden justificarse en ausencia de normativa ya que en Bolivia, la niñez y la adolescencia es la población más protegida en sus derechos por leyes, decretos, convenciones y declaraciones. Lo único que puede señalarse en la responsabilidad de protección es la falta de voluntad y capacidad de las instancias estatales, tanto nacionales como departamentales y municipales para trabajar en el cumplimiento de sus obligaciones”, insistió.

Según el Defensor, “esta situación viene repitiéndose cada año con la misma saña, salvajismo e impiedad, y se ve alimentada por una impunidad recurrente y la desidia culpable de las instituciones y las autoridades responsables de velar por la protección y el cumplimiento de los derechos de las niñas, niños y adolescentes”.

 

A través de un comunicado, el Defensor del Pueblo exige a las autoridades nacionales y locales que se suscriba un acuerdo nacional por los derechos humanos, “iniciando la agenda con el tratamiento y el análisis de la situación de violencia que sufren las niñas, niños y adolescentes y a la sociedad le demandamos declararse vigilante para que el Estado, en sus diferentes niveles asuma estas  acciones y garantice el derecho de las niñas, niños y adolescentes a una vida sin violencia”.