Jacob Ostreicher, detenido desde 2011, huye a EEUU

0
57

El empresario estadounidense Jacob Ostreicher, quien estuvo retenido sin cargos en Bolivia desde 2011 y encarcelado durante un año y medio por acusaciones de blanqueo de dinero, regresó ayer a su país, según informó a Efe una portavoz del Departamento de Estado.

Con base en un comunicado, la portavoz indicó bajo anonimato que Ostreicher llegó a Estados Unidos “en la mañana de este lunes” (por ayer), sin precisar en qué ciudad aterrizó ni su paradero actual.

El Departamento de Estado no dio detalles sobre su partida o su viaje a Estados Unidos.

Los familiares, en contacto con AP, ayer en la mañana, declararon no haber sabido nada del empresario en los últimos días y que temían que hubiese sido secuestrado. Más tarde, un hermano, Aron Ostreicher, llamó para decir que Ostreicher podría estar en Estados Unidos. El hermano dejó luego de contestar el teléfono y el correo electrónico.

La hija de Ostreicher, Gitty Weinberger, dijo anoche en entrevista telefónica desde su casa en Nueva Jersey que se le había informado que su padre llegó sano y salvo a Estados Unidos, pero que todavía no habían hablado.

Funcionarios del Gobierno de Bolivia dijeron no saber si Ostreicher había abandonado el país, pero que estaban al tanto de las versiones. El viceministro de Régimen Interior, Jorge Pérez, dijo que habría sido difícil para Ostreicher salir del país, dada la atención de los medios de comunicación a su caso.

El comandante de la Policía de Santa Cruz (donde Ostreicher fue puesto bajo arresto domiciliario), Edmundo Rivero, dijo que estaba consultando con las autoridades de Migración sobre la posibilidad de que el estadounidense hubiese partido de Bolivia.

Ostreicher pasó 18 meses encarcelado sin que se le encausaran cargos en relación con lavado de dinero para tratar de salvar una empresa de cultivo de arroz. Fue puesto bajo arresto domiciliario, hace un año, después de que el actor Sean Penn y varios legisladores estadounidenses apelaron directamente al presidente Evo Morales para que lo pusiera en libertad.

Extorsión

El caso llevó a que las autoridades bolivianas implicaran a un juez, los fiscales iniciales y funcionarios de nivel inferior en un supuesto plan para extorsionar a Ostreicher y otras personas porque habrían tenido la impresión de que eran adinerados.

Ostreicher, un judío ortodoxo que tiene un negocio de colocación de pisos en Brooklyn, se quejó desde el momento en que fue encarcelado en junio de 2011 de que estaba siendo esquilmado por funcionarios corruptos.

Su caso ganó más notoriedad cuando acusó a la administradora original de la empresa de arroz en problemas, una colombiana que también fue encarcelada, de defraudar a varios inversionistas e involucrarse con un narcotraficante brasileño.

Ostreicher denunció después que los fiscales y otros empleados del gobierno habían vendido ilegalmente 18 mil toneladas métricas de arroz de la empresa y que no sólo le robaron equipos, sino que le exigieron un pago de 50 mil dólares para sacarlo de la cárcel.

Su casa en Santa Cruz en tinieblas

La casa en Santa Cruz del estadounidense Jacob Ostreicher, donde desde mayo pasado guardaba detención domiciliaria, permanecía anoche en tinieblas, según constataron periodistas de televisión y de prensa escrita, incluyendo la estatal ABI.

La casa que ocupa Bichasdei Hashem Jacob Ostreicher está ubicada en el residencial barrio de Equipetrol, uno de los suburbios más exclusivos de Santa Cruz y hacia las 20:00 locales no registra movimiento alguno, según ABI. Otros periodistas de televisión mostraban “en vivo” que nadie respondía cuando se llamaba a la puerta.

Se trata de una construcción de dos pisos, color blanco con grandes portones corredizos de color madera en el frontis y altos muros blancos.

Un vecino dijo a la ABI que la situación de quietud prevalece desde el fin de semana. Tanto las luces del frontis externo que dan a la calle, como las de la vivienda en sí, permanecían apagadas.