Prisa y Repsol financiaron a grupo de Rózsa según Soza

0
50

El exfiscal Marcelo Soza reveló, en sus declaraciones escritas en Brasil, que las empresas españolas Grupo PRISA y la petrolera Repsol, financiaron al supuesto “grupo irregular” de Eduardo Rózsa.

Soza, que investigó el supuesto caso terrorismo, explicó que el vínculo de Rózsa con estas dos empresas era conocido por el ciudadano español Alejandro Hernández Mora.

Soza relató que, durante su investigación, evidenció que Hernández Mora “conocía todos los detalles relativos a la presencia de Rózsa en Bolivia, las personas que lo habían convencido de volver y financiaron su transporte y estadía”.

“Él (Hernández Mora) conoció todos los detalles relativos al financiamiento del grupo irregular prestado principalmente por empresas españolas, entre ellas el Grupo Prisa, propietario del periódico La Razón y la red de la televisión ATB, y Repsol”, escribió Soza para el CONARE.

El exfiscal ya hizo referencia a este ciudadano español en julio de 2009, cuando declaró ante los medios de comunicación que investigaba a Hernández Mora, a quien describió como un exmilitar español especialista en explosivos contratado por Rózsa para perpetrar atentados terroristas, según reportó ABI.

De acuerdo con el mismo reporte, Soza pidió a la Policía una intensa búsqueda del español, apodado “Malaria”, y de su compatriota Antonio Valencia, quien era un supuesto francotirador.

Después de este breve episodio, ya no existen informes periodísticos sobre Hernández Mora y Valencia.

Raúl García elimina el registro

En su carta al CONARE, Soza aseveró que “la investigación sobre Alejandro Hernández Mora se constituye en una pieza clave del proceso que fue eliminada por decisión de Raúl García Linera”.

“Raúl García Linera tomó el caso en sus manos y días después decidió eliminar todo registro de esta línea investigativa. Finalmente desapareció toda información en relación a esta persona”, añadió el exfiscal.

Soza además reveló que “las negociaciones” con Hernández Mora -quien ya se hallaba en España- fueron encomendadas al periodista también español Julio César Alonso, “quien luego de ser ofrecido como testigo del caso también desapareció”.

Al poco tiempo, en una “operación sorpresiva” -según Soza- el Grupo Prisa vendió sus propiedades y dejó el país.

“Esta información se encuentra en varias grabaciones del conversaciones telefónicas”, advirtió Soza en la carta.

La única evidencia que queda

No obstante, el exfiscal aclaró que no toda evidencia sobre Hernández Mora desapareció, porque se hace referencia al español en el Informe de la Comisión Multipartidaria del Parlamento que investigó el caso.

En efecto, la recomendación segunda del informe de la comisión pide “al  Ministerio Público llevar adelante las acciones necesarias a efectos de que integrantes del grupo liderado por Eduardo Rózsa Flores: Gabor Dudog, Gaspar  Daniel, Tamas  Lajos  Nagy, Ivan  Pistovcak, Alejandro Hernández  Mora, Tibor  Révész y otros, sean investigadas  en  el  presente  caso,  haciendo las gestiones correspondientes mediante el Ministerio de Relaciones Exteriores, para que respondan ante la Justicia Boliviana”.

Otras personas nombradas en esta recomendación son también europeas, quiénes, según la Comisión Legislativa, formaron parte del grupo de Rózsa y salieron del país antes del asalto al hotel Las Américas.

La Comisión señalada nombra por única vez a Hernández Mora en esta recomendación, pero reitera en varias ocasiones el nombre de los otros miembros del grupo de Rózsa.