Seis laboratorios del país analizan al menos 2 mil muestras por día

0
11
Foto: Los Tiempos

Raúl y Karen (nombres ficticios) presentan síntomas de coronavirus. Hace 11 días que se hicieron la prueba, pero aún no tienen resultados. La respuesta de las autoridades es que el laboratorio referencia del Servicio Departamental de Salud (Sedes) Cochabamba está colapsado y lleva unas mil muestras de retraso.

La pareja está ansiosa por conocer los resultados. Además, en sus trabajos les piden conocer si en efecto portan el virus o no. Se acaba la paciencia, pero no tienen más opción que esperar el diagnóstico final.

Esta situación se repite en los laboratorios de otros departamentos. El colapso es inminente y trabajar con la capacidad máxima ya resulta insuficiente.

En el país hay seis laboratorios implementados y funcionando en seis departamentos que son: La Paz, Cochabamba, Santa Cruz, Chuquisaca, Tarija y Beni, según los datos del Ministerio de Salud.

Asimismo, se trabaja en la implementación de otros tres laboratorios en Santa Cruz, Oruro y Potosí. Sólo en Pando no se trabajó en la instalación de ningún espacio para el análisis de muestras para detectar el coronavirus.

La saturación es extrema. Cada día se realizan cerca de 2 mil pruebas en los nueve departamentos. Los laboratorios operan al máximo de su capacidad y aun así es insuficiente.

En Cochabamba y Santa Cruz, las muestras están por los pisos y se tiene hasta una semana de retraso al momento de entregar los resultados de los análisis.

En el Centro Nacional de Enfermedades Tropicales (Cenetrop), en Santa Cruz, se procesan aproximadamente 600 muestras al día. Los resultados positivos de este departamento están en un promedio de 300 por día, según el Sedes y sus reportes diarios.

En Cochabamba, la capacidad total del laboratorio del Sedes es de 200 muestras por día. Hay al menos mil retrasadas, pues el laboratorio no tiene capacidad para hacer más.

“El personal está trabajando día y noche para brindar los resultados lo antes posible. Se aumentaron bioquímicos y los equipos están en su máxima capacidad”, señaló el responsable de Vigilancia Epidemiológica del Sedes, Rubén Castillo.

Asimismo, desde esta última semana se cuenta con el apoyo del laboratorio de la facultad de Bioquímica de la Universidad Mayor de San Simón (UMSS). Este centro tiene capacidad para procesar hasta 50 muestras por día, aseveró Castillo.

A esto se suma que hay tres laboratorios privados, en Cochabamba, que también analizan muestras. Cada uno está procesando alrededor de 100 por día. También están trabajando al máximo de su capacidad.

En el caso de los laboratorios privados, la población que puede pagar unos 100 dólares acude a estos lugares.

Mientras, las llamadas y mensajes por la demora en los resultados de las pruebas siguen llegando. La gente expresa desesperación y molestia por la situación, pero poco se puede hacer

La situación no es muy diferente en el Instituto Nacional de Laboratorios (Inlasa) de La Paz. Un laboratorista informó que cada día se procesan alrededor de 900 pruebas para detectar el coronavirus.

El Inlasa, además, debe analizar las muestras que le llegan desde Oruro y Potosí, pues estos departamentos aún no cuentan con sus propios laboratorios, pese a que están en proceso de implementación.

Cuanto más tiempo se demora en diagnosticar la enfermedad, más tiempo se pierde a la hora de atacar los síntomas y evitar que recrudezcan. Pese a que no hay un tratamiento de cura, se brindan medicamentos de acuerdo a los síntomas que presenta el paciente.

Sin embargo, las muestras que procesan los laboratorios no sólo corresponden al diagnóstico de nuevos casos de Covid-19. También están los análisis de control a las personas que ya pasaron los primeros 14 días y se busca ver si el virus aún se encuentra en su sistema.

Para declarar un paciente recuperado se deben hacer cuatro pruebas de coronavirus. Cada una tiene un costo aproximado de 100 dólares para el Estado o el bolsillo de las personas que deciden acudir al servicio de salud privado.

A esto se suma que la Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que se deben hacer las pruebas a todas las personas que fallecen, pues muchas de ellas pudieron morir con el coronavirus en su sistema.

Es así que los laboratorios también deben analizar estas muestr