Arce denuncia que falso abogado suplantó su identidad

0
36
Foto: Erbol

El ministro de Justicia, Héctor Arce, denunció hoy que un falso abogado identificado como, Freddy Figueredo Quispe, lo suplantaba a través de mensajes de texto de whatsapp para extorsionar y pedir favores a diferentes autoridades y entidades estatales, utilizando también el nombre del presidente Evo Morales.

“El señor Freddy Figueredo se comunicaba directamente y se hacía pasar por mi persona y hablaba en nombre del presidente Evo Morales (…), ha manipulado para obtener cargos a diferentes autoridades, para torcer la acción de la justicia y para beneficio personal”, denunció en una conferencia de prensa que se realizó en Santa Cruz.

Arce explicó que Figueredo se contactó con el gerente de Servicios de Aeropuertos de Bolivia (Sabsa), Mauricio Rojas Quiroz, para pedir y ofrecer una serie de favores para el manejo sindical de esa entidad, además de un trato preferente en la administración de Justicia.

Dijo que para ese cometido fingió ser abogado y mostró mensajes de texto de recomendación de una cuenta creada con el nombre de “Héctor Arze Zaconeta”.

“Utilizaba mi identidad sin ni siquiera estar bien escrito mi apellido que se escribe con c y no con z”, subrayó el Ministro de Justicia.

Además, informó que utilizó esa cuenta falsa para contactarse con la presidente del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz, Teresa Ardaya, a quien le pidió, “amañar y torcer procesos” que se ventilan sobre esa entidad nacionalizada.

Explicó que Ardaya se contactó con su despacho para informar esa actitud, lo que derivó en una investigación que duró más de una semana.

La investigación estableció que Figueredo presentó un título de abogado falso para trabajar en Sabsa, recomendándose así mismo con la identidad falsa del Ministro de Justicia.

El pasado sábado, después de una denuncia presentada por una comisión de fiscales se aprehendió a Figueredo, quien será puesto a consideración del juez cautelar por los delitos de suplantación de identidad y tráfico indebido de influencias.