Masistas apoyan a Evo en La Paz y hoy se concentran en Cbba.

0
74
Creditos Foto: EFE

Tras la convocatoria del presidente Evo Morales a defender el voto rural y la victoria del oficialismo, los simpatizantes del Movimiento Al Socialismo (MAS) se concentraron ayer en la plaza San Francisco de La Paz y alistan una manifestación multitudinaria para esta jornada en Cochabamba.

Morales señaló ayer en la mañana que existe un intento de golpe de Estado y ratificó su victoria en primera vuelta, por lo que llamó a defender el voto.

Ante esta convocatoria, las organizaciones sociales del MAS convocaron a concentrarse para “defender la democracia”.

Desde varios puntos de la ciudad de La Paz, los simpatizantes llegaron en marchas hasta la plaza San Francisco, donde se reunieron con banderas de Bolivia y del MAS.

El viceministro de Coordinación con los Movimientos Sociales, Alfredo Rada, aseguró que la concentración fue masiva y sirvió como un “ejemplo de la democracia”.

“Ésta es la expresión de que el pueblo no va a permitir que se le arrebate su voto y la victoria que se ha logrado este domingo”, dijo la autoridad.

Rada participó ayer de la actividad que convocada por la Coordinadora Nacional por el Cambio (Conalcam) en defensa de la democracia.

El Viceministro destacó que la diferencia con el candidato de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa, es de medio millón de votos, por lo que aclaró que el “triunfo es contundente”.

Luego, volvió a responsabilizar a Mesa por los hechos de violencia y los ataques “racistas y discriminatorios” que se dieron en varios departamentos del país.

Para Rada, la “actitud de la derecha” obedece a su desesperación política, tras el triunfo del proceso que lidera Morales desde 2006.

Los manifestantes cumplieron con su concentración en la plaza San Francisco y no se tuvieron incidentes que hayan involucrado alguna confrontación.

 

En Cochabamba

Luego de la movilización en la capital paceña, los sectores sociales afines al MAS alistan una concentración en Cochabamba que partirá desde tres puntos de la ciudad, a partir de las 10:00.

El presidente de la Dirección Departamental del MAS, Rimer Ágreda, señaló ayer que, pese a la convocatoria de paro nacional movilizado, vio que en la ciudad se tenía “cierta normalidad”.

“Hay cierta normalidad en las instituciones públicas, transporte y comercio. Se ven algunas calles cerradas con cintas, en algunos casos ni siquiera hay personas bloqueando y prácticamente es una estrategia de movilizaciones cívicas anteriores. Pareciera que, como no tienen gente, no tienen base, no tienen estructura, acuden a este tipo de medidas para poder generar y hacer ver que el paro es contundente”, criticó.

Sobre las movilizaciones que encabezarán en esta jornada, Ágreda explicó que se deben a que hay un sector que pretende posicionar los temas relacionados al fraude electoral y la segunda vuelta.

El representante del partido oficialista en Cochabamba aseguró que para ellos es una “actitud de desesperación”.

“Para nosotros es una actitud de desesperación, de cobardía, sin antes haber tenido los resultados oficiales del cómputo, hablen de una segunda vuelta. Es una actitud irresponsable, una actitud que está provocando, está incitando a la violencia a partir de esta posición”, dijo.

La movilización de hoy empezará a las 10:00 y tendrá tres puntos de partida: el puente Quillacollo, la avenida 6 de agosto y la plazuela Busch.

Los tres grupos partirán hacia la plaza 14 de Septiembre, donde está prevista la concentración masiva, luego se emitirán los discursos de los principales dirigentes del oficialismo.

“Al mediodía se va a desarrollar esta concentración, donde vamos a dar a conocer públicamente la posición que nosotros vamos a marcar respecto a estos temas que nos interesan”, aseguró.

En contrapartida, los activistas, plataformas ciudadanas y otros sectores que cumplen el paro movilizado desde el lunes exigiendo el balotaje pidieron a la población que no salga de sus casas y que proteste desde sus barrios, para evitar cualquier tipo de incitación o provocación que resulte en algún tipo de confrontación con los masistas.

Tras las recomendaciones realizadas por quienes encabezan esta movilización, se convocó incluso a recibir a los grupos afines al MAS y brindarles comida y bebidas, para mostrar que la movilización en defensa del voto es pacífica e inclusiva.

 

COB declara estado de emergencia

La Central Obrera Boliviana (COB), luego de un ampliado, se declaró ayer en estado de emergencia y llamó a los trabajadores afiliados a esa organización a estar alertas para defender la “democracia” y al gobierno del MAS, tras las denuncias de fraude en las elecciones generales del domingo.

“Nos declaramos en estado de emergencia, en pie de lucha ante cualquier llamado que haga la COB a la que todos los trabajadores deben acatar para poder sostener la estabilidad política y hacer respetar la democracia en el país”, indicó el dirigente de la COB, Juan Carlos Huarachi

Huarachi dijo que en el ampliado participaron afiliados y no afiliados al ente matriz de los trabajadores a quienes pidió que realicen asambleas regionales y departamentales para hacer conocer las determinaciones de la reunión nacional. Además señaló que los trabajadores saldrán en marchas y se concentrarán de manera “pacífica”.

 

La FUD va al paro de 48 horas

La Federación Universitaria Docente (FUD) de la Universidad Mayor de San Simón (UMSS) emitió ayer un pronunciamiento en el que determinaron el paro movilizado de 48 horas que se cumplirá hasta esta jornada, en defensa del voto y la democracia.

Como parte de las medidas de protesta, los docentes salieron ayer en una marcha en defensa de la democracia y de respeto al voto ciudadano.

La FUD determinó desconocer las actuaciones del Órgano Electoral Plurinacional (OEP) por no haber garantizado el conteo oportuno y transparente de los votos en las elecciones generales.

Asimismo, condenaron la intervención a la autonomía universitaria, la agresión y persecución a docentes, estudiantes o administrativos de las universidades. Luego pidieron que la Policía cumpla el rol de proteger al ciudadano.