Ministro presiona a personas con discapacidad

0
1

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, advirtió ayer a los representantes de las personas con discapacidad que “si no se ponen de acuerdo” con sus bases, el Gobierno convocará a la “dirigencia orgánica” de las nueve federaciones para negociar. Entretanto, el sector mantiene vigilia en la plaza San Francisco y dirigentes anunciaron más medidas para lograr bono mensual de 500 bolivianos.

El anuncio fue realizado después de que la convocatoria a diálogo entre una delegación de cinco ministros y la dirigencia de personas con discapacidad no se llevara adelante porque el sector movilizado exigió incluir el tema del bono. Quintana lamentó la decisión del sector de no asistir a la mesa de negociación para solucionar el conflicto que se arrastra hace meses y que fue acentuado con la marcha que llegó ayer desde Cochabamba hasta la ciudad de La Paz después de 35 días.

Explicó que la inasistencia de la representación de los marchistas discapacitados se debe a conflictos internos por liderazgo.
“Esperamos que se pueda disipar esta conflictividad por la disputa de la dirigencia y si continúa esta disputa por supuesto vamos a convocar a las dirigencias orgánicas de los nueve departamentos, en el marco del comité técnico nacional vamos a convocar para el día jueves para no alentar ningún tipo de conflictividad en la dirigencia con el fin de    discutir, debatir abiertamente todas las demandas”, manifestó.

Agregó la necesidad que existe para que los delegados de la caravana busquen una salida a sus diferencias en beneficio de las personas que marcharon.

“Voy a reiterar el pedido de diálogo, vamos a estar atentos si es que decidieran lo contrario los delgados de la marcha para que nos puedan convocar”, señaló.

Quintana pidió a los marchistas reconsiderar su posición sobre la exigencia del bono e ingresar en la búsqueda de una solución integral para el sector y no caer sólo en el asistencialismo.

“Hay políticas integrales que inclusive superan la mera asignación del bono, políticas de inserción laboral, atención en materia de salud, inversiones en educación nuevas oportunidades en el campo de desarrollo productivo”, sostuvo el Ministro de la Presidencia al indicar la necesidad de verificar el cumplimiento del 4 por ciento de fuentes laborales para el sector en las instituciones públicas además de ver la corresponsabilidad con las empresas.

Inviable

A su vez, el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce Catacora, reiteró que la exigencia de un bono mensual de 500 bolivianos es inviable además que representaría una asignación superior que se destina para los niños y ancianos, bonos Juancito Pinto y Renta Dignidad.

“Tenemos un programa de inversiones para mantener el crecimiento y el ingreso de las personas, estamos velando por los más de 10 millones de habitantes y la política económica está destinada a cumplir para esas grandes mayorías”, señaló Arce. También estaban los ministros de Trabajo, Gonzalo Trigoso, de Salud, Ariana Campero y de Desarrollo Productivo, Verónica Ramos.

 

EL GOBIERNO “TRATA DE DIVIDIR UNA VEZ MÁS AL SECTOR”

Los representantes de los discapacitados, que se encuentran en vigilia en la plaza San Francisco de la ciudad de La Paz, afirmaron que no asistirán a un diálogo con el Gobierno mientras no se considere la demanda del bono de 500 bolivianos mensual.

Explicaron que una vez más se trata de dividir al sector al anunciar la convocatoria a las dirigencias de las federaciones, siendo que muchas de ellas son afines al partido gubernamental, pero que en todo caso la representación orgánica del sector es la Confederación Boliviana de Personas con Discapacidad.

“Además en esta movilización no solamente está un pequeño grupo como quieren hacer pensar, están personas de los nueve departamentos y son representantes de las federaciones, y han marchado bajo el mando de su organización matriz. Nosotros hemos venido por un bono de 500 bolivianos y se ha manifestado que queremos conversar con el Presidente”, dijo el representante de La Paz, Jorge Flores.

Ante esta situación, el sector de los discapacitados anunció una serie de movilizaciones para hacer escuchar su voz de protesta y conseguir su demanda.

Una parte de la caravana está en vigilia permanente en la plaza Mayor de San Francisco y otra está alojada en el coliseo de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA). Este sector recibe la ayuda y colaboración de las personas que se solidarizaron con su  demanda al Gobierno.