MSM y PVB se respaldan en Ley de Partidos para no perder sus curules

0
1

El Partido Verde de Bolivia (PVB) y el Movimiento Sin Miedo (MSM) se respaldan en la Ley de Partidos Políticos  para evitar que el Tribunal Supremo Electoral redistribuya los dos curules que obtuvieron en las elecciones.

Ambas agrupaciones perdieron sus personerías jurídicas porque no obtuvieron el 3% de votación en las elecciones del 12 de octubre, y ahora analizan todas las “vías legales” para no quedar sin  diputados en la Asamblea Legislativa Plurinacional.

La excandidata a la Vicepresidencia, Margoth Soria (PVB), alegó factores de legitimidad y legales por los que el TSE no debe quitarle su único diputado.

“(Nos sostenemos) sobre la Ley de Partidos Políticos, por esta norma nos organizamos y nos dan personería jurídica y hemos participado en las elecciones. Por lo tanto se tiene que respetar la Ley de Partidos Políticos”, afirma la exvicepresidenciable.

En la víspera, Juan Del Granado y Edwin Herrera del Movimiento Sin Miedo (MSM) también se reunieron para analizar las medidas que asumirán.

La diputada del MSM, Marcela Revollo, dijo que buscarán argumentos con base en   la Ley del Régimen Electoral e incluso la jurisprudencia sobre este tema.

“Vamos a apelar a los argumentos jurídicos establecidos en la Ley de Régimen Electoral y en la ley de organizaciones políticas, así como la jurisprudencia y antecedentes existentes en la historia electoral”, dijo Revollo.

Tanto el PVB y el MSM obtuvieron a un diputado plurinominal por partido;  sin embargo, el artículo 44 de la Ley de Partidos señala que  una agrupación pierde su personería jurídica por no alcanzar más del 3% de votación en la última elección a la que concurrió, “respetándose el mandato de los representantes nacionales que haya obtenido el partido sancionado”, dice el texto.

No obstante, en sus disposiciones finales  la Ley de Régimen Electoral establece la derogatoria de todas las disposiciones contrarias a esta norma, “en especial las consignadas en la Ley N° 1983 de Partidos Políticos”.

Asimismo, en su artículo 59 la Ley de Régimen Electoral señala que en cada departamento se asignarán “escaños plurinominales entre las organizaciones políticas que alcancen al menos el 3% de votos válidos…”.

Soria sostiene que asignar sus curules a otros partidos sería antidemocrático y en contra de la voluntad de todos los ciudadanos que al final confiaron en estas fuerzas políticas.

Samuel Doria Medina, excandidato a la Presidencia por UD, aseguró que la intención del MAS es quitar al MSM y el PVB sus  dos diputados y sus siglas para “perjudicar” a Luis Revilla, alcalde de La Paz, quien actualmente no tiene personería jurídica si es que quiere volver a ser candidato a la Alcaldía paceña.

Más datos  del caso

Se quedan De aplicarse una eventual distribución de escaños del Partido Verde de Bolivia y del MSM, la Asamblea Legislativa Plurinacional se quedará con tres partidos políticos: MAS, UD y PDC.

Interpretación El PVB y el MSM sostienen que tienen razones legales para defender los dos curules que obtuvieron en las elecciones, aunque pierdan sus personerías.

El MAS sugiere que se apliquen las normas

El jefe de la bancada del MAS, Julio Salazar, sugirió que el Tribunal Supremo Electoral aplique la Ley de Régimen Electoral, y si algún partido no alcanzó la votación de acuerdo a  las normas se tiene que atener a las consecuencias.

“Si alguien no alcanzó a cierta votación, aunque quiera pues, todos quieren tener un curul, lamentablemente no han hecho buena campaña y no han logrado esa cantidad de votos. Ese no es problema del MAS”, declaró el asambleísta.

Comentó que la definición sobre la distribución de los curules es una atribución de los miembros del Tribunal Supremo Electoral y lamentó que la oposición intente “arrancar a la fuerza” estos escaños.  “Los votos son los que cantan y no se negocian”.

Por su parte, su colega Mary Medina afirmó que  “habrá que seguir nomás lo que dice la norma. Es decir, que se vayan a la mayoría”, y no es que el MAS esté reclamando estos espacios, sino que las leyes establecen ese mecanismo, explicó.

El oficialismo obtuvo el 61%, seguido de Unidad Demócrata, los escaños serán distribuidos a los más votados.

La división de la oposición posibilitó los 2/3 del MAS

Por un tiempo, los líderes de los partidos políticos asumieron que para enfrentar al Movimiento Al Socialismo (MAS) en las elecciones del 12 de octubre había que unirse, pero a medida que pasó el tiempo, hicieron lo contrario: enfrentar a Evo Morales en solitario, cada quien por su lado.

¿Qué hubiera pasado si los opositores armaban un frente único? Con el 61,04% que logró en las elecciones generales del 12 de octubre, el partido de gobierno no hubiera conseguido los dos tercios en la Asamblea Legislativa Plurinacional, según las proyecciones de Página Siete con base en los últimos resultados del cómputo nacional, que están  al 99,82%.

Después de las elecciones pasadas, el MAS se hizo de 111 curules en la Asamblea Legislativa, 25 de los cuales son senadores y 86 diputados, con lo que logró exactamente los dos tercios de la Asamblea. En cambio, si Unidad Demócrata (UD) y el Partido Demócrata Cristiano (PDC) se hubieron unido, ese partido habría hubiera logrado 23 senadores y 81 diputados,  que suman 104, cantidad insuficiente para lograr los dos tercios.

En cambio, el PDC y UD unidos hubieran conseguido 61 curules, 13 de los cuales corresponden a senadores y 48 a diputados. Estos dos partidos hubieran logrado el 36,28% de los votos.

El Movimiento Sin Miedo (MSM), que por voto logró un curul, también está en el grupo de opositores, por lo que su única diputación está en el frente único. Sin embargo, aun sin haber formado parte del bloque único, no habría incidido en el resultado final.

El Partido Verde de Bolivia (PVB) -siendo el tercer participante en las elecciones- habría logrado un escaño.

Por departamentos

La situación en los departamentos tampoco hubiera sido tan ventajosa para el oficialismo. En La Paz y Oruro, el MAS no hubiera logrado los cuatro senadores en cada uno, sino tres. En el resto de los departamentos hubiera mantenido los que consiguió el domingo 12 de octubre.

En cuanto a diputados por departamento, de haberse conformado un bloque único, el MAS habría perdido un escaño en La Paz, Santa Cruz, Cochabamba, Chuquisaca, Oruro y Beni. En cambio, hubiera mantenido lo ganado el domingo en Potosí, Tarija y Pando.

Y la única diputación del PVB sería por La Paz, departamento donde logró el mayor nivel de votación, incluso más que Beni, de donde es oriundo su candidato Fernando Vargas. En La Paz logró el 4,63% de los votos, frente al 1,27% en Beni.

Bloque único

Los líderes políticos plantearon insistentemente la necesidad de conformar un bloque único para enfrentar al partido de gobierno en las elecciones, pero pesaron más sus diferencias, lo que los alejó de concretar una alianza.

Ni Samuel Doria Medina (UD), ni Jorge Tuto Quiroga (PDC) ni Juan Del Granado (MSM) quisieron ceder.

Es más, en la recta final de la campaña electoral comenzaron