Nuestras estrellas de televisión, coronavirus y los intrascendentes en vivo

0
118
Creditos Foto: El Potosí

Cuando escribo estas líneas los canales de televisión informan que hay ciudades en cuarentena que la Covid inflama. Hablan los ventrículos presentadores sin datos claros generando una ola de especulación virulenta. Me abstengo de seguir las transmisiones de los canales locales, no es que esté mal la TV lo que está mal es la forma de presentar las noticias. Hay un afán al exhibicionismo de mal gusto en la mayoría de las presentadoras y los muchachos con corbateros y opinando dan la impresión que van a salir volando por los aires sin ninguna trascendencia. No saben lo que están diciendo. Los informes son largos y emplean a lo mucho unas 50 palabras inútiles en los diccionarios, y los en vivo y en directo el seguir se hace insostenible. La ponen a una pobre muchacha a las 9 de la noche en calidad de reportera que no sabe lo que es eso en un vivo con la alcaldesa de El Alto que no está mal, la alcaldesa, pero la noticia no ameritaría ningún esfuerzo en tremendo despliegue de esas proporciones. Copa dice que hay restricciones y eso es todo. La muchacha no sabe que más hacer parada y desde el set el ventrílocuo la anima a preguntar cualquier cosa para justificar el gasto. No hay pasión en lo que hacen, apenas un absurdo cumplimiento de salir al aire. No hay lectura del texto y las noticias están fuera de contexto. Son nuestras estrellas de la televisión.