Bolivia devolverá $us327 MM que prestó el FMI por falta de una ley

0
19
Foto: EFE

Con un TGE (Tesoro General del Estado) casi sin fondos como resultado de la peste del coronavirus (Covid-19) el gobierno de la Presidenta del Estado transitoria, Jeanine Áñez, anunció que devolverá un crédito por 327 millones de dólares que prestó el Fondo Monetario Internacional (FMI) en abril pasado, porque la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP), controlada por el opositor Movimiento al Socialismo (MAS-IPSP) rechazó la aprobación de una ley para respaldar el préstamo.

“Habrá que ver la forma de devolver (él préstamo) y buscar otras alternativas (de financiamiento externo)”, afirmó el viceministro del Tesoro y Crédito Público, Carlos Schlink, al término de una  participación estéril que tuvo en la Comisión de Planificación de la Cámara de Diputados y donde no pudo persuadir a los legisladores del MAS de hacer lo contrario, a pesar de haber realizado una petición casi clamorosa, para acceder a los recursos “necesarios y urgentes” en la actual situación crítica que vive el país.

“Los fondos ya fueron transferidos al Estado, están en una cuenta, no se los ha utilizado, porque uno de los requisitos que se necesita para poder acceder a los recursos es la aprobación de un ley en la Asamblea”, dijo el viceministro.

La presidenta de la Comisión, Otilia Choque (MAS), justificó la decisión señalando que el Gobierno no adjuntó al proyecto de ley de préstamo millonario, el contrato para el crédito, condiciones de financiamiento, garantías, si existe capacidad de endeudamiento y pago, la tasa de interés que pagará el país, y porque tiempo será el préstamo.

“Es un crédito a cinco años de plazo; tres años y tres meses de gracia, y con una tasa de interés del 1%”, informó Schlink a la Comisión.

A pesar de esto, los diputados hicieron oídos sordos, cerraron los ojos y optaron por no hablar, más de lo necesario.

Schlink confesó que el gobierno está haciendo esfuerzos financieros para equilibrar el déficit que dejó la administración del ex presidente, Evo Morales por un monto que llega a los 18.500 millones de bolivianos.

El TGE tiene además que cubrir una deuda por 3.000 millones de dólares que contrajo el anterior gobierno con empresas privadas los últimos 14 años, apuntó la autoridad.