Gobierno desplaza 500 efectivos para garantizar erradicación e investigación

0
40

El Gobierno ha desplazado un contingente de 500 uniformados, militares y policías, para distensionar la región de Apolo, respaldar y garantizar el trabajo de las comisiones de investigación de los luctuosos hechos del sábado pasado y mantener vigente los planes de erradicación de cocales que impulsa el Ejecutivo en zonas declaradas ilegales a su cultivo, al término de tres días de la llamada “emboscada” que cobró la vida de cuatro personas, con disparos de armas de fuego.

Contrariamente, la población de Apolo y otras comunidades del norte de La Paz mantienen su estado de emergencia, exigen la paralización de las operaciones de erradicación de cocaleros y, además, la libertad de ocho detenidos que fueron trasladados hasta La Paz, donde fueron sometidos a la justicia ordinaria y detenidos preventivamente en la cárcel de Patacamaya.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, informó sobre el refuerzo enviado a la zona. El número de efectivos, según se calculó en esos medios, alcanza a 500. El ministro enfatizó que son datos reservados, al anunciar que el Gobierno continuará incrementando el número de efectivos.

Paralelamente se supo que en la zona de operaciones se encuentran acantonados efectivos de Unidad Móvil de Patrullaje Rural (Umopar), CEI GISE, UTOP, además de los efectivos de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC).

El fiscal Leopoldo Ramos dijo que los aprehendidos estaban siendo imputados por la presunta comisión de delitos de asesinato, lesiones graves y gravísimas, entre otros. Por ello, ha dispuesto que ocho de los 11 imputados fueran remitidos a la cárcel de Patacamaya.