Nuevo Comandante de la Policía

0
37
Foto: Los Tiempos

El presidente Evo Morales posesionó ayer como nuevo comandante de la Policía Nacional al general Wálter Villarpando Moya, a quien encomendó su respaldo para dar continuidad al “proceso de cambio” que lleva adelante el Gobierno Nacional en fuerzas militares y policiales.

Villarpando releva en el cargo a Alberto Aracena, y según Morales, se trata de una sucesión enmarcada en la institucionalidad, pues, en adelante, estos cambios se realizarán cada fin de año.

Además, el recientemente posesionado, ayer en Palacio de Gobierno, obtuvo la nota más alta de su promoción, según currículum mostrado a la prensa.

Villarpando, de 51 años, ejerció hasta ayer el cargo de Director Nacional de Personal de la institución policial, según un comunicado difundido por el Ministerio de Gobierno.

Morales confesó que le resulta “doloroso” tener que cambiar a los jefes de la Policía y las Fuerzas Armadas anualmente.

El nuevo Comandante de la Policía asumirá también la misión de dar continuidad y fortalecer el Plan Chachapuma, iniciado este año en la gestión de Aracena y que, según datos del Gobierno presentados ayer, logró reducir los índices de delincuencia en todo el país.

Morales, en la posesión, resaltó también el apoyo brindado por el Gobierno nacional a la Policía con la entrega de infraestructura, equipamientos, tecnología y motorizados para el traslado de los efectivos a los lugares donde se cometen los delitos.

Sin embargo reconoció que la debilidad en la institución es la falta de un centro de mantenimiento de los vehículos, por lo que pidió al nuevo Comandante trabajar en un proyecto para implementar un taller de refacción.

Finalmente, Morales reclamó lealtad de la institución policial, ya que, según dijo, existen grupos que buscan boicotear la labor del Presidente con huelgas policiales, movilizaciones de las esposas o protestas de jubilados, que en algunos casos son abuelos de los mismos uniformados.

Según Morales, no existe ninguna razón para que haya descontento en las filas del orden y seguridad. Dijo que actualmente la Policía cuenta con 36.057 policías y que los efectivos fueron beneficiados con un incremento promedio hasta el 15%.

Asimismo, anunció mayor equipamiento tecnológico para la institución que cuenta con 268 módulos en todo el país.

Me “comprometo a lograr los mejores resultados, continuar con los objetivos que se trazó la anterior gestión en bien de la sociedad boliviana, todo esto hacia la agenda patriótica del 2025”, dijo Villarpando, por su parte, en un discurso dirigido al “hermano presidente”.

Para cumplir estas metas pidió a sus camaradas y la población boliviana en general trabajar conjuntamente para reducir los índices de inseguridad ciudadana, los delitos de narcotráfico y otros.

Por su parte, el comandante saliente de la institución, Alberto Aracena, presente en el acto y a tiempo de agradecer la confianza brindada por el presidente Morales, resaltó el trabajo logrado en su gestión con la implementación del Plan Chachapuma, infraestructura moderna, parque automotor para cumplir con su misión, cambio de tecnología de punta, instalación de GPS, comunicación digitalizada, acciones que deben tener continuidad por Villarpando.

Medios de comunicación y las redes sociales, antes del juramento de Villarpando como nuevo comandante de la Policía, aseguraban que la general Lily Cortez sería la nueva comandante, pero pocos minutos antes de este acto se vieron sorprendidos por la decisión del Presidente.