Trump llama mentirosos a los principales medios

0
21
Foto: AFP

“Entro en una habitación llena de mentirosos, son todos unos mentirosos”. Así se presentó Donald Trump en una reunión privada con periodistas y directivos de los principales medios de comunicación estadounidenses. Más que una amistosa primera toma de contacto parece que fue toda una bronca sin precedentes realizada en la Torre Trump.

A la cita acudieron unos 40 destacados periodistas y ejecutivos de la cadena CNN, NBC, CBS y Fox. Fueron convocados por la directora de campaña de Trump, Kellyanne Conway, en el emblemático edificio de Nueva York. Al principio pensaron que se les citaba para hablar de cómo sería su relación cuando el magnate llegara a la Casa Blanca.

Según el diario The New York Post, el presidente electo atacó directamente a algunos de los presentes. No tuvo reparos en acusar a todos de dar información deshonesta y falsa. Uno de los principales objetivos de su bronca fue la cadena CNN. Tachó a su presidente Jeff Zucker de ser un mentiroso directamente, igual que el resto de trabajadores de la televisión: “Odio tu cadena de televisión, debería darles vergüenza, son todos unos mentirosos. No se salva ni uno solo de los periodistas de tu cadena”.

El rotativo que ha filtrado las conversaciones señala que Trump informó a los periodistas de lo perdidos que estaban. “No se han  enterado de nada de lo que sucedía en el país. Han  sido muy deshonestos con su profesión y en especial con la nación. No entiendo cómo no les da vergüenza”, les recriminó.

Rostros famosos de los noticieros, como Lester Holt, Charlie Rose, Wolf Blitzer y George Stephanopoulos escucharon el duro análisis del republicano sobre su papel durante la campaña.

El presidente electo los recibió con un mensaje desafiante: “Hicieron todo mal”, les dijo a sus interlocutores, según contó The New York Times. Además, criticó a algunos de los presentes por su nombre, como al presidente de la CNN, Jeffrey Zucker.

Aunque la conversación tuvo el carácter de confidencial, el tabloide New York Post reveló que Trump criticó con dureza las acusaciones recibidas en los últimos meses, por considerarlas parcializadas en su contra.

El presidente electo se dirigió específicamente a los presentadores y directivos de las cadenas CNN y NBC para criticar lo que él consideró una “injusta” cobertura, según The Washington Post, que cita a cuatro personas que asistieron a la reunión.

En tanto, CNN indicó que el anfitrión respondió preguntas, escuchó los argumentos de los periodistas sobre la importancia del acceso a la información y se comprometió a tomar medidas para mejorar el tema.

La victoria de Trump el pasado 8 de noviembre certificó la pérdida de influencia de los medios en la opinión pública: no importó que la prensa en bloque le rechazara en sus editoriales por su discurso racista, ni tampoco el rosario de desmanes que sacaron a relucir, desde el famoso vídeo sexista de 2005, en el que se pavoneaba de poder abusar de mujeres (obtenido en exclusiva por The Washington Post), o la historia de The New York Times sobre cómo el rico constructor esquivó el pago de impuestos federales durante años. Él mismo lo confirmó y se jactó de ello.