TSE ajusta reglamento y valora criterio poblacional

0
8

Los siete vocales del Tribunal Supremo Electoral presentaron el nuevo mapa electoral, pero antes tuvieron que cambiar el reglamento, que levantó susceptibilidades.

Presionado por el tenor del reglamento de delimitación de circunscripciones uninominales y amenazas de las regiones, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) se vio obligado a hacer “ajustes” en esa norma para darle más valor al criterio poblacional, en lugar de la extensión territorial.
El TSE en pleno presentó ayer, ante una gran cantidad de medios de comunicación,  el nuevo mapa electoral que se aplicará en las elecciones generales del 12 de octubre de este año.
“Los hemos convocado hoy (a la prensa) para hacerles conocer la más justa delimitación de circunscripciones uninominales, la más equilibrada, la más proporcional y la más representativa de la historia democrática del país”, dijo Wilfredo Ovando, vicepresidente del TSE.
La presidenta del organismo electoral, Wilma Velasco, manifestó que “ha habido una reflexión al interior del Tribunal”.

La expectativa era grande en el país, debido a la polémica que levantó el reglamento aprobado la pasada semana en Cochabamba,  que establecía márgenes amplios  de +- 77,2% como variación máxima para la extensión territorial y +-35,4% para población.
Velasco precisó que el ajuste se hizo en el porcentaje permitido para la variación de población ideal en cada circunscripción. Esta cifra disminuyó a 15%.
Por ejemplo, la población ideal que debería tener una circunscripción en La Paz es 193.311 personas. Sin la reforma, el reglamento permitía, con variación del 35,4%, que el mínimo permitido para las delimitaciones uninominales sea de 124.855 habitantes y el máximo de 261.767.
Ahora, con la modificación, el mínimo permitido es 164.315 habitantes y el máximo 222.307.
Las ciudades de Santa Cruz y La Paz, que podían haber perdido la mayor cantidad de diputaciones uninominales, anunciaron cabildos y posibles movilizaciones si   el TSE no atenuaba el reglamento. Analistas también alertaron del riesgo de que las capitales pierdan circunscripciones uninominales.

Jorge Lazarte, presidente de la exCorte Nacional Electoral, calificó el reglamento de “grosero” y vaticinó que el TSE estaba obligado a cambiar esa norma. 
“En ninguna parte se usa el criterio territorial para las diputaciones. Los senadores, por naturaleza, representan a territorios, pero los diputados representan a la población”, dijo.
El TSE no descartó el criterio territorial del reglamento, pero le dio supremacía al criterio poblacional. “Hemos tenido una reflexión interna que hemos tenido entre los vocales desde el punto de vista legal y técnico y hemos visto por necesario hacer un ajuste y modificar”, dijo la presidenta del Tribunal.
Pero el tema más polémico del reglamento era el artículo 26, de los casos especiales.

“No hay ningún caso especial”, dijo Wilma Velasco, presidenta del TSE. Minutos más tarde, confirmó que ese artículo estaba fuera del reglamento.

Punto de vista
Jorge Lazarte 
Exvocal de la CNE
Es un retroceso positivo del TSE

Es un retroceso franco y positivo del Tribunal Supremo Electoral respecto de los criterios inadmisibles que estaban en el reglamento, como fue el límite tolerable con referencia a la media poblacional que era de 35%.
Ahora es del 15%, porcentaje que fue utilizado para el diseño de la cartografía electoral en los años 90, que es lo que se pidió a los vocales. 
Como segundo punto, el TSE ponderó la variable territorial, aunque no se sabe en qué medida lo hicieron, pero está claro que la relación población-territorio ha sido reinterpretada en favor de la población.
En el tercer punto ya no hay la figura de casos especiales.
Entonces, el TSE tuvo que desatar estos tres nudos, y lo hizo en la buena dirección, lo que significa, a mi juicio, que los vocales casi, creo, aprobaron un nuevo reglamento.
Esto es algo positivo. Lo que pretendían hacer no era tolerable. Por suerte corrigieron su propio reglamento.

Costa dice que nuevo mapa “distorsiona” la votación

Para la representante del Frente Amplio, Jimena Costa, la cartografía de las nuevas circunscripciones uninominales que presentó el Tribunal Supremo Electoral (TSE) profundiza la “distorsión” en la votación campo-ciudad, generada con la creación de los siete escaños especiales originarios campesinos que son rurales. 
“En la situación actual nos están poniendo 29 diputaciones para la capitales y 41 para las zonas rurales, incluyendo los siete diputados especiales. No se ha resuelto el problema y se mantiene la distorsión”, declaró a ANF. 
Días antes, Costas y el líder de Unidad Nacional también criticaron  el reglamento del TSE.
Desde Santa Cruz, el presidente del comité cívico, Fernando Castedo, afirmó que la única circunscripción donde no ganaba el MAS fue la 158. 
“Al parecer han quitado a San