El gran empleador de esta crisis

0
21
Foto: GTRES

“Las compras han migrado masivamente a Internet y también lo están haciendo los empleos. Amazon se ha convertido en una tabla de salvación para muchas personas que han perdido su trabajo en el último mes. Jorge Buiza, un nuevo repartidor de 37 años, respira aliviado después de haber perdido su empleo de cerrajero. Tiene a su cargo a su hija de siete años y tenía que seguir pagando su piso. “No me podía permitir el lujo de irme al paro”, dice Buiza.

La crisis del coronavirus SARS-CoV-2 ha dado un fuerte impulso a las ventas de Amazon, que recluta personal a un ritmo mareante. La compañía ha anunciado la contratación de 175.000 nuevos empleados solo en Estados Unidos desde el 13 de marzo. Un portavoz, Abel Tintos, no quiso precisar a este periódico cuántas incorporaciones han hecho en España. El único anuncio al respecto lo hizo la empresa el 18 de marzo cuando dijo que contrataría a 1.500 empleados. Pero esa cifra se refiere a puestos cualificados en plantilla, como científicos de datos o gestores de ventas. Amazon mueve buena parte de su negocio en España de modo indirecto, a través de empresas subcontratadas o de su plataforma Flex, donde prácticamente cualquiera puede apuntarse para hacer repartos con su propio coche”.

Trabajadores Uberizados en España

“En un país hiperdependiente del turismo y la hostelería, el reparto de paquetes supone un alivio para muchos desempleados. Son trabajadores “uberizados”, el término despectivo con el que los críticos designan a los empleos mal pagados para los gigantes digitales. Pero algunos empleados ya previamente uberizados dicen que repartir es relativamente cómodo.

Una ventaja es que a muchos desempleados les ha permitido una reconversión fácil.

Buiza tardó dos días en encontrar empleo. Trabajará por algo más de 1.000 euros al mes con un contrato de obra y servicio para una de las muchas empresas que hacen repartos para Amazon. Solo le pidieron el carné de conducir y el de manipulador de alimentos. “He tenido muchísima suerte”, dice él. “Tengo varios amigos buscando como locos y ya me han pedido el correo de la empresa para enviar su currículum”.

Pero muchas empresas que reparten productos online han endurecido en los últimos años sus procesos de reclutamiento. Cada vez más los repartidores deben superar cursos de atención al cliente, manejo de tecnología o legislación. “La figura del repartidor tiene una gran importancia por ser la única cara visible en todo el proceso de compra del comercio electrónico”, dice Daniel Latorre, administrador de Citylogin, una empresa de reparto enfocada a las ventas online. Esta empresa ha ampliado casi un 15% su plantilla de 250 empleados.

Amazon no revela cuánto han crecido sus ventas en España durante el estado de alarma. Varias fuentes informan de un enorme crecimiento de las compras online. Según la consultora Nielsen las compras por Internet de productos del súper (comida, bebida, higiene y limpieza) han ido creciendo semana tras semana durante el confinamiento. La última para la que tienen datos, la del 13 al 19 de abril, se hicieron un 286% más que en la misma semana de 2019″.