Santa Cruz: Médicos advierten otros síntomas de Covid-19

0
22
Foto: ANSA

La región boliviana de Santa Cruz de la Sierra anunció que mantendrá la cuarentena estricta hasta el 30 de junio y sus médicos advierten que los síntomas del Covid-19 están cambiando y alertan sobre el riesgo de diarreas.
El gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas, informó que las medidas estrictas se mantendrán en los 24 municipios donde hay riesgo alto de contagio. Este departamento boliviano concentra el 72% de los infectados a nivel nacional, que suman “Un compromiso con Santa Cruz y una cruzada por la vida”, manifestó Costas al anunciar que los encierros estricto y obligatorios hasta el 30 de junio en los municipios que fueron catalogados con riesgo alto de contagio, entre ellos la capital del departamento.
De acuerdo al riesgo de índice municipal, 24 regiones de Santa Cruz están con peligro alto de contagio, 32 con riesgo medio y ninguna con riesgo moderado. Los expertos, según publicó el diario El Deber, sostienen que en los 12 primeros días de junio se han superado las proyecciones que se tenían inicialmente en relación a los casos de infectados.
Bolivia alcanzó este sábado un nuevo récord de contagios del nuevo coronavirus en un día al registrar 913 nuevos casos, con los cuales llegó a la cifra de 17.842 positivos.
De acuerdo con el ministerio de Salud boliviano, en Santa Cruz se alcanzó la cifra de 618 positivos, para un acumulado total de 11.154 confirmados.
La cifra de defunciones a nivel nacional es de 585.

Pero lo curioso, señala El Deber, es que médicos locales coinciden en que los síntomas del Covid-19 han cambiado en estos meses en Santa Cruz.
Antes la enfermedad se reconocía por dolor de cabeza, de garganta, tos y fiebre, pero hoy puede no presentar ninguno de esos signos. Además, últimamente la diarrea es parte del cuadro, y los expertos sugieren no confiarse a los de leve sintomatología Lo señalan cuatro médicos del hospital San Juan de Dios, del centro de referencia Pampa de la Isla, de la Caja Nacional de Salud (CNS) y de la Caja Petrolera de Salud (CPS), que comparten sus observaciones sobre la forma en que el Covid-19 ha ido presentándose con síntomas diferentes.
Estudios internacionales están alertando sobre la posibilidad de una mutación de SARS-CoV-2, que lo puede hacer incluso más peligroso para los humanos, aunque no está completamente probado aún.
Andrés Martínez, encargado de la Terapia Intensiva Covid-19 del hospital San Juan de Dios, ijo a El Deber que en enero los síntomas principales eran tos y fiebre, pero que desde entonces hasta hoy hubo cambios. “Hay un poco de dolor de espalda, dolor torácico (pecho), un poco de cefalea (dolor de cabeza), deposiciones líquidas (diarrea). Por ejemplo al comienzo no había la disgeusia (pérdida del gusto) y anosmia (pérdida del sentido del olfato).
Esto es súper dinámico porque de pronto algunas cosas funcionaban y ahora no”, indicó.
También contó que actualmente, a las salas de terapia llega gente joven “con el pulmón destruido, cosa que no se veía antes”.
“Es tan audaz el virus, que personas que se hicieron operar, y que aparentemente estaban sanas, al hacerles una placa de Rayos X, se descubrieron lesiones tipo Covid-19 en los pulmones”, amplió el médico basado en su experiencia cotidiana.
A su vez, eñ jefe médico del centro de referencia Pampa de la Isla, Fernando Becerra, ha notado también la entrada en escena de la diarrea como nuevo síntoma. “Nos ha jugado muy feo este virus, nos tiene locos. Han llegado pacientes sin síntomas, solo con un leve dolor de cabeza, que pasa con un Paracetamol, pero al hacer el hisopado salen positivos. También han llegado pacientes con tomografía clínicamente Covid-19, con dificultades respiratorias, que salen negativos porque se trata de otro tipo de patologías, como una tuberculosis”, explicó.
Muriel Alpire, coordinadora departamental para Covid-19 de la CPS, también ha notado que el virus últimamente no siempre aparece con dolor de cabeza, garganta y fiebre.
“Hay casos en los que solo tienen diarrea, a otros les arden los ojos y hay quienes directamente se descompensan y llegan para morir”, lamentó la médica.
Un estudio publicado en Journal of the American Medical Association (JAMA), arrojó que 14 de 138 casos (10%) de un hospital de Wuhan, analizados por científicos chinos, inicialmente tuvieron diarrea y náuseas, uno o dos días antes de presentar fiebre y dificultades en la respiración. (ANSA).